06, Jul 2017

El ocaso internacional mexicano

EL AUTOR

César Musalem Jop

1.- México al igual que los Estados Unidos ha sido anfitrión de todas las razas del planeta.

1.1.- Primero, la llegada de los peninsulares españoles creó un mestizaje al cual Vasconcelos denominó la raza cósmica.

1.2.- Después de la independencia a partir de 1821, aventureros o empresarios llegaron por miles. Unos, muertos de hambre, con una mano atrás y otra adelante para cubrir sus partes pudendas. Los otros, visionarios, trajeron un capitalito para decuplicarlo con sus saberes ex accionando a la mano de obra nativa como es natural en el ser humano hasta ahora.

1.3.- También llegaron hombres y mujeres buen@s, buscando un lugar mejor que el de sus orígenes devastados por la pobreza, las guerras, las pestes, la incertidumbre. México fue la “Tierra Prometida” para muchos extraños a estas geografías.

2.- La invasión napoleónica por vía de los Habsburgo, radicalizó nuestra visión de los extranjeros. Gracias a ellos, el triunfo de las Guerras de Reforma dio paso a otra etapa evolutiva, obligada en el Desarrollo Social de los pueblos del mundo entero.

3.- Aprendimos que hay extranjeros nobles e innobles; humanistas y depredadores de sociedades y Natura en nombre de la-s divinidad-es.

4.- Las experiencias intervencionistas nos alentaron a crear: El Principio de la no Intervención en la vida de los pueblos. Tomando nuestro caso, donde Francia nos invadió con 60 mil miembros de ejércitos expertos en las guerras de esos mundos, incluso desconocidos para el México de esos días.

5.- Don Genaro Estrada, canciller cuando era presidente Pascual Ortiz Rubio en 1930, genera nuestra política exterior mexicana al pronunciarse en contra de que países ajenos al propio decidan reconocer o desconocer la “legitimidad o ilegitimidad” de un gobierno proceda de elecciones o de revoluciones.

6.- Esta condición se basó en dos conductas de raciocinio común:

a).- El Principio de no Intervención como postura internacionalista.

b).- El Derecho de Auto Determinación de los Pueblos.

7.- La tesis jurídica es copiada aquí: 

 “El gobierno de México no otorga reconocimiento porque considera que esta práctica es denigrante, ya que a más de herir la soberanía de las otras naciones, coloca a éstas en el caso de que sus asuntos interiores pueden ser calificados en cualquier sentido por otros gobiernos, quienes, de hecho, asumen una actitud de crítica al decidir favorable o desfavorablemente sobre la capacidad legal de regímenes extranjeros. El gobierno mexicano sólo se limita a mantener o retirar, cuando lo crea procedente, a sus agentes diplomáticos, sin calificar precipitadamente, ni a posterior, el derecho de las naciones para aceptar, mantener o sustituir a sus gobiernos o autoridades”. (Ley Estrada. 27 de septiembre de 1930). 

8.- Pero hete aquí; que al borrar la enseñanza de las historias en la educación mexicana, estos frágiles gobiernos carentes sus miembros de información sistematizada; de cultura general; de escases de viajes; de mentores amantes de la Philosophía y de la Historia Patria; han mandado a la chingada a lo bien constituido para embarcarnos en aventuras –no empresas-, geo políticas internacionales para las cuales no tenemos necesidad alguna de participar, ni de ganar medallas humanitarias o cuando menos reconocimientos de “mexicanos bien intencionados”.

9.- ¿Qué gana México en geo política opinando en cuestiones venezolanas? ¡El ridículo! 

9.1.- Nuestra obligación como miembros de la comunidad hispanoamericana es simple. Basta con preguntarnos: ¿con qué hemos apoyado, o estamos apoyando: material, intelectual, moral, éticamente al pueblo venezolano para su crecimiento general?

10.- Los Estrada, Los Sepúlveda, fueron garantías de nuestro internacionalismo patrio. Miren señores que hacen falta.

NUESTRA CASA

Cuando oiga que “hay pájaros en el alambre”, significaba que alguien espiaba sus conversaciones telefónicas. Dicen que ya no se usa”. ¿Será?

Desde las Galias
LOS MÁS LEÍDOS
2017-07-27