04, Sep 2017

El Acajete de Robert Tzoni

EL AUTOR

César Musalem Jop

1.- “El antes llamado Valle de Santa Isabel” posee ¿poseía?, una inmensa cantera cultural, pues era cruce obligado, dice Hugo Busto B., de los señoríos texcaltecas, tepeaquenses y cholultecas.

2.- Acajete en esos días de la existencia pre-invasores ibéricos, fue conocida como Acaxic; Acaxete. “La Historia Tolteca – Chichimeca, o la Historia de Tlaxcala de Diego Muñoz Camargo”, hablan de la importancia geográfica —demográfica— productiva de la región, bajo tutelas: Toltecas; Toltecas-Chichimecas; Olmecas Xicalancas; y los miembros de la Triple Alianza del Valle de México, cerrando con la presencia de Hernán Cortés, el cual antes de atacar a México–Tenochtitlán, cubrió sus espaldas en Acaxic.

3.- El mismo Busto B. nos cuenta que Acaxete procuraba agua suficiente para Tepeaca del manantial de La Malinche, donde territorialmente no hay tal líquido en forma notable.

4.- El prologuista, destaca a Miguel Guridi y Alcocer diputado a las Cortes de Cádiz, en su encargo de pastor de almas como sacerdote de ese pueblo.

5.- Robert Tzoni desarrolla el libro primero de “Crónicas de Acaxic”, con severa puntualidad en la Historia Precolombina, rodeando de respeto a las instituciones –siempre haciéndose desde esos días– subsecuentes: Aun así, lo nacionalista le brota al anotar con severidad conductas ajenas a la humana cristiandad preconizada por los invasores peninsulares españoles.

6.- Anota técnicamente: la extensión territorial, la geográfica, la hidrografía, el clima, los principales ecosistemas, los recursos naturales, las características del uso del suelo, amén de manejar respetuosamente la existencia de 3123 personas celosas de la tradición de diversas naciones: Nahuas tlaxcaltecas, nahuas del altiplano central, Otomís de Tlaxcala, y Olmecas Xicalancas.

6.1.- En religión informa la preeminencia de la cristiandad católica que es del 80%. El 20% son devotos del cristianismo en variadas Iglesias.

6.2.- Enuncia datos educativos. De salud. Abasto. Vivienda. Vías y medios de comunicación, le entra a la actividad económica: agricultura, ganadería, industria, comercio, servicios, turismo, gozando describir el patrimonio histórico y monumental digno de Acaxic.

6.3.- Le entra a los gobiernos, su administración en pueblos, inspectorías, asentamientos con nombre.

6.4.- Donde se ve el gozo del factor –el que facturó; “el que fizó” –, es en la “formación de una etnohistoria de la religión”, donde la Geología obligará al buen leedor a conocer sitios, parajes, rocas, tierras, y arenas de esa región, que habla de millones de años, con superficies ahogadas en ríos, lagos, arroyos, y mares, donde acuática, anfibia y terrestre vivieron mastodontes aniquilados por causas diversas, aunque todavía hace 12 mil años existió el mamut imperial, el bisonte, y el caballo.

6.5.- Amparado en Richard S. Mac Naish, el cual hizo en los foros científicos de su rama famosa a la Puebla con Tehuacán; deleitará al leedor que tuvo el privilegio de conocer a Don Juan Armenta Camacho, por cierto citado como “paleontólogo de obra” en diversos textos anglos, y sajones. 

6.6.- Dedica en genealogía étnica, síntesis muy apretadas de los cuerpos nacionales ya citados. El descriptivo es cuasi antropológico fácilmente captado.

6.7.- En de fundaciones y Cacicazgos le atora a tres notas dignas de ser copiadas literalmente. Bien citadas. Mejor fundadas bibliográficamente. 

a).- “Envió Cortés varios destacamentos a incendiar algunas poblaciones de la comarca y a sujetar otras a su obediencia y pareciéndole ser ya tiempo de dar el golpe a la principal población marchó para Tepeyac, en donde fue recibido sin ninguna resistencia. Fundó en aquella ciudad una villa que nombró Segura de la Frontera, cuya fundación se redujo a establecer allí un cabildo de españoles y hacer una pequeña fortificación”.

b).- Lo anterior da cuenta de la forma y calidad de vida de los naturales mesoamericanos, así pues, este proceso colonizador perturbó su simbiosis social y medioambiental derivando diversos problemas de salud y ecosistema hasta diezmar severamente los índices de población indígena en la región: “… y los naturales se han ido muriendo de forma que, en tres enfermedades de pestilencia que ha habido después que los españoles entraron en este reino (…) en las cuales dichas tres pestilencias mortandades, faltó y murieron gran número de gente en esta ciudad y pueblos de su provincia. De forma que faltará el día de hoy, de la gente que había el día que los españoles entraron, de diez partes las nueve (....)”.

7.- Nos habla del agua su demografía, nos describe exaltando las construcciones creadas por las manos de los naturales, a ciencia y paciencia de los llegados allende el mar.

Terminará este primer libro amando la pequeñez con grandeza de su tierra natal de donde cronista es. Y lo decimos todos. Espero el segundo libro.

NUESTRA CASA

Por favor no lea Historia de México en el capítulo de los gobiernos de Santa Anna. Le obligaría a comparar gobiernos.

Desde las Galias
LOS MÁS LEÍDOS
2017-09-25