13, Feb 2018

Sospechosamente acostumbradas

EL AUTOR

Alfonso Ponce de León

Pasaban de las 12 horas del martes.

Dos empleadas de una de las tiendas Oxxo esperaban desde sus cajas de cobro la llegada de algún cliente.

Un servidor tuvo la mala suerte de llegar a esa tienda de conveniencia, justo en los momentos en que daba inicio uno de tantos atracos en la Puebla de la que la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal (SSPTM), presume reducción de la delincuencia.

Al menos tres sujetos ingresaron alegando que se trataba de un asalto.

El primer asaltante, que llevaba puesta una gorra redonda, mostró un arma de fuego que llevaba oculta en una mariconera de color negro.

Tírate al suelo hijo de tu pura madre, fue la orden.

Desde el piso, se pudo apreciar la conversación de los asaltantes.

De volada, de volada, para que luego se escuchara cómo cedía la caja de pago.

Quítale la cartera, el celular, le decía uno de los maleantes a su cómplice y éste apresuró la revisión y se apoderó del efectivo de la cartera, y se le olvidó revisar la segunda bolsa del pantalón donde iba el celular.

El atraco duró breves minutos, los delincuentes salieron corriendo, ordenando que nadie saliera.

En todo el tiempo que los delincuentes permanecieron en el negocio no hubo un solo diálogo entre los delincuentes y las dos empleadas.

Parecía como si se hablaran a señas.

Una vez fuera de peligro un servidor se incorporó para el recuento de los daños.

Las dos empleadas de ese Oxxo ni siquiera estaban asustadas.

Ambas reían, quizás por los nervios, mientras una de ellas cerraba la tienda y la otra sacaba un celular para reportar el robo.

La policía llegó cuando los ladrones habían escapado.

Por fortuna sólo fue dinero y valores, no hubo desgracias que lamentar.

En Lomas de Angelópolis una casa de cambio

La casa de cambio “Euro Dólar”, que se ubica en Lomas de Angelópolis, fue blanco de un asalto por parte de dos hombres armados y encapuchados, que sometieron a golpes a una de las empleadas.

Los malandros se apoderaron de dinero en efectivo, no se sabe cuánto.

Tras el robo personal de la Policía Municipal de San Andrés Cholula llegó al lugar de los hechos, lo mismo que paramédicos que revisaron a la empleada afectada.

Se dijo los asaltantes escaparon en una motocicleta de color gris, y que está la dejaron abandonada a la salida de Lomas de Angelópolis.

Los atracos del 13 de febrero

Un día antes del Día de la Amistad, incluso desde el 12, los asaltos en la ciudad de Puebla se incrementaron.

Y lo único que hay que agradecer es que en la mayoría de estos los delincuentes respetaron la vida de sus víctimas.

Salvo lo ocurrido en el asalto a la tortillería donde los vecinos, incluso, la policía saben quiénes fueron.

Los primeros no los quieren delatar, los segundos no los pueden detener.

Nos vemos cuando nos veamos.

 

 

 

Porque los muertos corren rápido
LOS MÁS LEÍDOS
2018-02-19