19, Mar 2018

Altibajos camoteros

EL AUTOR

José Hanan

Una derrota hasta cierto punto inesperada fue la que sufrió el equipo camotero el viernes pasado en el Cuauhtémoc a manos del superlíder Santos de Torreón.

Inesperada porque los de La Franja venían teniendo un estupendo torneo jugando como locales, donde ligaron incluso cuatro victorias de manera consecutiva hasta el empate de último minuto frente al Necaxa de Nacho Ambriz.

El equipo de Enrique Meza había impuesto condiciones en su terreno, sin embargo, frente al superlíder mostró mucho respeto durante el encuentro y ofensivamente no tuvo mucha llegada y menos profundidad.

Desconozco si fue miedo o precaución, lo cierto es que era de esos partidos que si no lo podías ganar, tampoco lo debías perder como terminó sucediendo.

Lo malo de todo esto es que la derrota se acumula al empate frente a Necaxa y al revés frente al Atlas para sumar sólo un punto de los últimos nueve disputados, lo cual, hasta cierto punto, complica un poco las aspiraciones de meterse a la liguilla, lo cual no significa que esté fuera de la pelea, pero sí los hace perder terreno justo antes de la fecha FIFA que tan malos recuerdos le trae a la afición camotera, para después tener que viajar a Querétaro donde enfrentará un partido importante que tiene que ver con la calificación a la liguilla y con el tema porcentual para el próximo torneo donde se enfrentará por la permanencia con los mismos Gallos.

El actual es un buen momento para que la escuadra se concentre de lleno en el cierre del torneo donde los próximos quince puntos serán fundamentales para lograr la clasificación y tener un colchón importante de cara al próximo torneo.

Como aficionados, seguir apoyando y respaldando al equipo en pos de lograr los objetivos antes mencionados.

Lobos BUAP

Los universitarios estuvieron realmente cerca de dar la campanada que se necesitaba para dar un golpe serio rumbo a la salvación al estar ganándole al León dos goles por cero cuando quedaban 30 minutos de partido, sin embargo, el triunfo no llegó y el tema de la salvación aún sigue en suspenso.

A simple vista el punto obtenido no es malo, aunque después de ver el partido, quedó la sensación que se dejaron dos puntos importantes en el camino.

Con nueve puntos en el casillero y quince por disputarse, la salvación está al alcance, pues a la fecha el equipo tiene 32 puntos sumados en ambos torneos y requiere al menos cinco más para asegurar su permanencia dependiendo de lo que haga o deje de hacer Veracruz.

Se viene el descanso donde los de la BUAP deberán concentrarse en derrotar al poderoso Toluca que el sábado venció al mismísimo América en el estadio Azteca para quitarles lo invicto en el torneo.

Generalmente, los universitarios, cuando enfrentan a equipos grandes, dan buenos partidos, pero en este deberán poner los cinco sentidos y una gran concentración para ahora sí dar el golpe que se necesita para acercarse a la salvación.

Como dato curioso le comento que en la suma de ambos torneos, los equipos poblanos suman puntos semejantes pues a la fecha, La Franja lleva 33 puntos y los Lobos BUAP, 32.

Esperamos que al final estemos hablando que la suma de puntos de ambas escuadras terminó por alcanzar para lograr los objetivos fijados antes del inicio. Que así sea.

La mafia del futbol

Con la victoria del Veracruz sobre Atlas se confirma lo sucio y apestoso que es el futbol mexicano, el partido se encontraba 2-1 a favor de los jarochos y sobre el tiempo de reposición viene una mano monumental del defensor escualo, la cual es pasada por alto por el cuerpo arbitral, el penal significaba quizás el empate y prácticamente el descenso del equipo del puerto, no fue así y el drama continuará hasta la última jornada del torneo.

La situación no está fácil y los universitarios tendrán que hacer por su causa para mantenerse por méritos propios en el máximo circuito.

Nosotros, como siempre, seguiremos en línea.

Hasta la próxima.

 

 

  • Síguenos en Feedly
En línea deportiva
LOS MÁS LEÍDOS
2018-07-23