Puebla se ha rezagado en el programa de adopción de menores, debido a las medidas burocráticas que tiene la legislación y que provoca que haya esperas prolongadas de 2 y 3 años para tener respuesta.

Ayer sesionó el Consejo Técnico de Adopciones que encabeza la presidenta del Sistema DIF Martha Erika Alonso, quien al conocer que en las casas que tiene el DIF hay 487 niños que están en espera de ser adoptados, decidió convocar a funcionarios y jueces para trabajar en un proyecto de agilidad que permita facilitar la adopción a las familias que han hecho solicitudes.

A la reunión acudieron el secretario general de gobierno, Fernando Manzanilla Prieto y el presidente del Tribunal Superior de Justicia, David López Muñoz, así como jueces de lo familiar quienes estuvieron de acuerdo en agilizar el proceso de adopciones.

Tras deliberar lo que establecen las leyes vigentes, se acordó por parte del gobierno presentar una iniciativa ante el Congreso del estado, para que se puedan hacer las adecuaciones que faciliten las adopciones sin perder de vista la seguridad de los niños que tienen derecho a convivir y desarrollarse en el seno de una familia.

Ante los jueces en materia familiar, se planteó la problemática respecto a la asignación de menores por parte del Consejo Técnico de Adopciones, la cual se ve afectada por distintos factores, entre los cuales destaca el tiempo de resolución de su situación jurídica y los largos períodos de investigación sobre la situación de los solicitantes.

Los niños y niñas que tienen diagnóstico de adopción, permanecen albergados por periodos prolongados perdiendo el derecho de crecer y desarrollarse en el seno de una familia, por lo que la presidenta del DIF Martha Erika Alonso, propuso hacer las adecuaciones a los códigos en materia civil para ofrecer a los niños las oportunidades de tener un hogar.

Puebla comparado con otras entidades, avanza lento en la entrega de niños de acuerdo a las estadísticas del Sistema Nacional DIF, en 2009 se concluyeron 818 adopciones, siendo los estados de Chihuahua, Jalisco y el de México los que ocuparon los primeros lugares a nivel nacional con 121, 113 y 82 en Puebla, únicamente se entregaron 45 menores en adopción.

En la Casa de Cuna y en los hogares que tiene el DIF de Puebla, tiene albergados 487 niños que son candidatos para ser adoptados, por lo que se trataron los diversos asuntos para agilizar las solicitudes.

La presidenta del DIF propuso la implementación de la Escuela para Padres Adoptivos, la revisión y modificación de los manuales de procedimientos del Programa de Adopciones, la firma de convenios con asociaciones civiles autorizadas por DIF nacional para la gestión de adopciones internacionales, las reformas al Reglamento Interior del Consejo Técnico de Adopciones y a las políticas de asignación.

El apunte
En 2010 se dieron en adopción 35 menores de los cuales el 57 por ciento fueron menores de 4 años, el 34 por ciento de 5 a 8 años, y el restante 9 por ciento de 9 a 12 años.