Luego de que 15 organizaciones de ambulantes anunciaran la conformación de una agrupación de resistencia, la respuesta no se hizo esperar y autoridades municipales, estatales, federales y organismos empresariales harán un frente común para el combate frontal contra el comercio informal.

Lo anterior, tras la reunión que sostuvo el presidente municipal, Eduardo Rivera con líderes empresariales de la Coparmex, Canaco y la Asociación de Comerciantes Establecidos del Centro Histórico
.
En esta reunión, se acordó realizar mesas permanentes de trabajo para establecer, mecanismos para aminorar los efectos que produce el comercio informal en el municipio y en espacial en el Centro Histórico
.
Al respecto, Juan José Ayala, presidente de la Asociación de Comerciantes Establecidos del Centro Histórico, destacó que la intención de las mesas de trabajo es el de cerrar filas entre todos los niveles de gobierno, empresarios y comerciantes para establecer acciones de mayor control ante el problema.

Al respecto, destacó que lo que se busca es acordar entre todos la actuación que corresponda al ámbito de sus responsabilidades para no evadir acciones que están establecidas dentro de la ley
.
Es decir, que en bloque se establezcan acciones como el retiro del comercio informal que invaden la vía pública por parte del ayuntamiento, que el SAT y Hacienda intervengan para el decomiso conjunto de mercancía de dudosa procedencia y piratería; que los comerciantes establecidos no permitan el comercio a las afueras de sus establecimientos. Que las autoridades estatales puedan apoyar con efectivos de seguridad y que se realicen los operativos de manera permanente.

Juan José Ayala detalló que a más tardar en dos semanas iniciarán las mesas de trabajo para poder definir los lineamientos que se tomarán y en consecuencia pedir el apoyo de todos los órdenes de gobierno.

El representante de los comerciantes establecidos indicó que se ha dado uno de los pasos más importantes en la resolución a mediano plazo del problema del comercio informal, por lo que cada quien desde su “trinchera” se ha comprometido responsablemente
.
Ayala Vázquez indicó que la intención no es solo afectar el comercio informal, sino también apoyarlos para evitar su presencia en las calles que provoca una competencia desleal.

En este sentido, dejó en claro que también propondrán alternativas a las autoridades para apoyar a los informales en cuento a la reactivación económica de sus mercados, realizar un padrón de los mismos para tener un mejor control y otras alternativas que en su momento aportarán los comerciantes ambulantes.

Sin embargo, destacó que los informales que estén fuera de la ley, deberán acatar lo que establece el Código Reglamentario del municipio y en consecuencia actuar con firmeza ante cualquier violación a lo que establece el documento.

Por lo anterior, pidió a las autoridades que lejos de atender el problema “desde el escritorio” deberán participar más activamente, pues ya el presidente municipal, Eduardo Rivera puso la muestra.