Roberto Juan López Torres, asesor del Sindicato Estatal de Trabajadores de la Educación de Puebla (SETEP) y fundador de esa organización, afirmó que los profesores serán una gran fuerza electoral en las elecciones del próximo año, y que dicha organización gremial trabajará a favor del PRI rumbo al 2012.

Sin embargo, señaló que la dirigencia estatal del PRI debe —sobretodo— mostrarle respeto a la organización sindical porque los profesores no necesitan ser “pastoreados” porque son “borregos”.

Juan López Torres manifestó a Intolerancia Diario que para los comicios del próximo año buscará la candidatura a diputado federal por el distrito 14 con cabecera en Izúcar de Matamoros.

En sus propios números, afirmó que la estructura gremial del SETEP apoyará con 3 mil 500 profesores el proyecto político del 2012, independientemente de las familias de los profesores y de los padres de familia cercanos a ellos.

Asimismo, señaló que él busca —a través de las siglas sindicales— la candidatura por el distrito 14 de Izúcar de Matamoros: “El sindicato está buscando la posibilidad de que un servidor sea el aspirante formal a la candidatura por el distrito 14; independientemente de eso, es importante, y se lo digo a mis compañeros, tener una representatividad formal, pero es más importante el respeto para ellos. El respeto debe ser prioritario y lo debemos alcanzar y exigir”.

Sin embargo, López Torres consideró que si bien es cierto que es sano que su organización gremial cuente con representación en el Congreso, lo más importante es que haya respeto entre la actual dirigencia priista y el sindicato magisterial.

Esto luego de que el viernes pasado en la toma de protesta de la estructura magisterial del PRI —acto en el que se le tomaría la protesta a profesores del SETEP como delegados de dicha estructura— se pospusiera porque el dirigente estatal del tricolor, Juan Carlos Lastiri Quirós, le avisó al profesor López Torres que debido a una reunión del Congreso de la Unión donde funge como secretario de la Comisión de Presupuesto, no podría asistir, por lo que en su lugar acudió la secretaría general priista, Lucero Saldaña Pérez.

La explicación de Lastiri no convenció al líder moral del SETEP, quien en el momento calificó la ausencia de Lastiri como una “falta de respeto” y de no “cuidar las formas”.

Visiblemente molesto, se refirió en los siguientes términos de la dirigencia estatal del tricolor: “Nosotros observamos que no se ha generado una verdadera actitud de liderazgo, a veces estamos acostumbrado a un liderazgo virtual. El verdadero líder, que debe estar pendiente y dando la cara, muchas veces tiene tantos compromisos que no puede cumplir todos al mismo tiempo; esa parte la entendemos, pero la que no entendemos es la falta de respeto y la falta de sinceridad. Yo he mostrado mi inconformidad, es una falta de respeto del presidente que nos haya convocado y que él no acudiera.

Si nosotros no le hablamos con la verdad, la gente también desconfía, y en lugar de sumarse a un proyecto del 2012 se mantiene a la expectativa, que lo que quiere también es que le den su lugar.”

La querella
Lucero Saldaña Pérez, secretaria general de Revolucionario Institucional, se presentó al acto del viernes pasado, al igual que el diputado local Filiberto Guevara. Saldaña saludó —a nombre del dirigente priista Carlos Lastiri— a los dirigentes del SETEP, quienes acordaron posponer la toma de protesta de la estructura magisterial.