Un total de 131 mujeres se han visto involucradas en los diversos escándalos sexuales del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, informó el semanario Oggi en su última edición.

La revista presentó la larga lista de presuntas amantes de Il Cavaliere, muchas de las cuales –según la magistratura- habrían recibido dinero y favores a cambio de mantener relaciones sexuales con él.

Oggi dijo que el elenco fue creado en base a las actas de las indagaciones judiciales sobre la existencia de un giro de prostitución en las casas del primer ministro. También se basó en fotografías “robadas” por lo “paparazzi” y en testimonios directos.

En la lista figuran la actriz italiana Manuela Arcuri, la vedette argentina Belén Rodríguez, las dominicanas Maristell Polanco, Aris Espinoza y Diana González.

Además las brasileñas Michelle Conceicao, Iris Berardi, Carolina de Freitas y las marroquíes Iman Fadil, Maria Makdoum y Karima El Mahorug, alias Ruby.

También se incluye en la lista a rusas, rumanas, polacas, aunque la mayoría son italianas, como Patrizia D’Addario, quien videograbó sus encuentros con Berlusconi, o Barbara Matera, Barbara Guerra, Barbara Montereale, Graziana Capone, Lucia Rosini, Roberta Nigro o Susanna Petrone.

Figuran además la consejera regional del partido de Berlusconi en Lombardia, la italiana Nicole Minetti o la alemana de origen bosnio, Sabina Began. Ambas son acusadas de inducción a la prostitución, pues aparentemente reclutaban a las demás.

Varias de ellas, las favoritas, se hicieron famosas por formar parte del grupo de las “olgettinas”, pues viven en departamentos que puso a su disposición el jefe de gobierno en la Via Olgettina de la periferia milanesa.