Padres de familia de los comités de tutores de preescolar y de secundaria del Colegio Humboldt denunciaron públicamente que la Secretaría de Educación Pública (SEP) de Puebla se convirtió en cómplice de las autoridades de esa institución, ya que permitió la elección “a modo” de las mesas directivas del colegio, reunión que fue convocada por la propia dirección escolar.

Desde las instalaciones del campus Puebla de la Universidad Iberoamericana, la presidenta del nivel secundaria, Patricia Velasco, aseguró que entre la SEP y las autoridades del colegio hay una clara confabulación para controlar la situación y evitar la transparencia, porque resulta evidente que no pretenden rendir cuentas sobre la desaparición de los recursos del fideicomiso que tenía 24 millones de pesos.

Aseguró que desde la dirección del Colegio Humboldt existe la intención de elegir a los representantes de los padres de familia que respalden la postura de la institución, pero también buscan proteger al directivo de la empresa Volkswagen, Thomas Karig, para que no rinda cuentas en relación con los 24 millones de pesos desviados del fideicomiso.

Patricia Velasco dijo que la investigación sobre el tema de los recursos sigue en proceso de juicio y espera que muy pronto se emita una resolución del caso para conocer el destino del dinero y se deslinden responsabilidades, pero también acabe la campaña de desprestigio en su contra.

Cabe mencionar que la Asociación de Padres de Familia de esa institución recibió el respaldo total del Instituto de Derechos Humanos de la Universidad Iberoamericana y reiteraron que las autoridades del colegio insisten en buscar el control, ya que el pasado lunes nombraron a los integrantes de la mesa directiva del jardín de niños, “pero fue de forma arbitraria, con la presencia de sólo 35 padres de familia y todo con la complicidad de la SEP”.