El presidente municipal, Eduardo Rivera confirmó que no habrá Ley Seca en la capital durante el cambio del poder en el país.

Y es que a pesar de las confusiones generadas en el tema sobre la prohibición de venta y consumo de bebida alcohólicas por la toma d posesión del presidente electo, Enrique Peña Nieto, en el municipio de Puebla no habrá tal medida. 

En este sentido, el alcalde poblano afirmó que las actividades en la capital poblana se realizaran de manera normal por lo que no habrá ninguna modificación a partir de la media noche a pesar del cambio de poderes.

"No hay ley seca, por lo cual el gobierno municipal trabajará  de manera ordinaria" sentenció el edil poblano.

Ante esta confusión, el edil capitalino reiteró que tanto el operativo alcoholímetro como los recorridos en bares, antros, restaurantes etc, para supervisar su funcionamiento se realizarán de manera normal.

Por lo anterior, recalcó que no hay ninguna instrucción del gobierno de la república -ya sea el entrante o el saliente- de medidas adicionales.