A partir de este mes entrarán en vigor las modificaciones al Código Reglamentario Municipal que comprende el incremento en la aplicación e infracciones por conducir en estado de ebriedad.

De hecho, durante los Operativos Alcoholímetro Colegiado de este fin de año, se aplicarán las multas correspondientes que van de los 50 a 100 días de salario mínimo (6 mil Pesos) por conducir bajo los influjos de sustancias prohibidas, cuando antes se aplicaba solo una multa de 10 días de salario mínimo (600 pesos).

En México un 70 por ciento de los accidentes automovilísticos son ocasionados por conducir en estado de ebriedad y de estos el 60 por ciento terminan en traumatismos severos.

En tanto, el 11 por ciento es la carga total de las enfermedades entre los ciudadanos por el alcohol, este mal ocasiona el 80 por ciento de los divorcios entre parejas y un 60 por ciento termina en suicidio.

Se calcula que el 13 por ciento de la población presenta dependencia en el alcohol, del cual el 12 por ciento son hombres y 6 por ciento son mujeres en edades de los 18 a los 65 años de edad.

Se estima que uno de cada 5 ingresos de personas a salas de emergencias tiene que ver con eventos traumáticos producto de accidentes por conducir en estado de ebriedad en jóvenes de 15 a 19 años.

Además, este fin de año se estima un aumento de 40 por ciento en el consumo de bebidas embriagantes, que en esta temporada 8 de cada 10 personas destinan parte de sus aguinaldos para la compra de bebidas alcohólicas.

Al respecto, el regidor del PRD, Arturo Loyola González dio a conocer que en México la principal causa de muerte en la juventud tiene que ver por conducir en estado etílico y 4 de cada 10 accidentes en Puebla es por esta condición.

Precisó que en el país mueren más de 20 mil personas al año por conducir en estado de ebriedad, mientras que 80 mil requieren de atención médica que dejan lesiones irreparables en su cuerpo.

El regidor del Sol Azteca aseveró que el sector salud anualmente gasta por la atención de esta condición rebasa los 12 mil millones de pesos al año, lo cual consideró urgente evitar a través de medidas más severas en el municipio.

Es por ello, que Loyola González precisó que luego de que el 10 de diciembre se aprobaran las Reformas al Coremun, se procederá a aplicar un incremento de sanciones a quienes conduzcan en estado de ebriedad.

Recalcó que ahora en lugar de aplicarse una multa de 10 días de salario, éstas se incrementaron de 50 a 100 días, lo cual busca inhibir a través de una sanción fuerte que las personas conduzcan en cualquier grado de alcohol.