La Dirección de Protección Civil se encuentra preparada con 2 mil kits de apoyos a personas vulnerables que están padeciendo las bajas temperaturas que se registran en la capital poblana.

Se tratan de cobijas, cobertores y despensas que se pudieran entregar de manera inmediata a la población que se encuentra en lugares con más alta vulnerabilidad por el frío que se está sintiendo en el municipio.

Al respecto, el encargado de esta área, Gustavo Ariza Salvatori aseveró que hasta el momento la población no ha solicitado ningún apoyo, pero la dependencia cuanta con los necesario para atenderlos.

Indicó que se han mantenido recorridos en las comunidades del nororiente de la capital para estar al pendiente de una emergencia y otorgarles los apoyos que tiene en su poder la dependencia.

El funcionario municipal aseveró que en este momento hay 200 apoyos en especie que pueden entregarse en cualquier momento a la población en comunidades como San Miguel Canoa, La Resurrección y San Miguel Espejo.

Ariza Salvatori emitió recomendaciones a la ciudadanía para protegerse de las condiciones climatológicas a personas que viven en casas de cartón o de lámina, sellar puertas y ventanas con papel periódico para originar calor al interior de las viviendas

Además, en caso de que sea necesario para la atención de más personas, el director de Protección Civil Municipal destacó que el municipio de Puebla cuenta con los 19 albergues temporales y el Dormitorio Municipal para atención de personas.

Estos albergues para recibir a 6 mil 500 personas del municipio de Puebla y el Dormitorio Municipal están listos para entrar en funcionamiento cuando se requiera para atención de personas que decidan dejar sus hogares de manera temporal.

Estos lugares se tratan de 19 refugios temporales entre los que destacan el Polideportivo 6 Décadas, Dormitorio Municipal, iglesias, salones sociales y oficinas de las 17 juntas auxiliares de la capital.

Recalcó que cada uno de los espacios que se ponen a disposición de los habitantes han sido debidamente certificados para dar a tención en caso de una evacuación general de la población cercana al volcán.

En este sentido, explicó que cada uno de ellos se encuentra en buenas condiciones estructurales, cuentan con adecuadas instalaciones eléctricas, de gas y tienen servicios adicionales como agua potable para dar una mejor estadía a quienes requieran quedarse.