Aunque el gobernador Rafael Moreno Valle Rosas aseguró que no estaba enterado de que les habían retirado el servicio médico a pensionados del IAPEP, 11 días antes fue notificado mediante oficio de la situación irregular.

En tanto, la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Puebla (CEDHP) comenzó una investigación de manera oficiosa, luego de que presuntamente se vulneraron las garantías para la salud de dichas personas, inclusive se registró un muerto por negarle el servicio.

Fue sólo cuando acudieron a los medios de comunicación que directivos del ISSSTEP les hicieron caso y restablecieron el servicio a 17 personas a quienes les habían negado el trato médico, lo que perjudicó su salud.

En lo que respecta al documento en poder de Intolerancia Diario, éste revela que la oficina del gobernador Moreno Valle recibió el oficio por parte de las personas de la tercera edad, quienes lo ponían al tanto de la situación desde el 13 de febrero de 2013.

Sin embargo, el mandatario estatal, cuando tuvo enfrente este domingo a más de 20 pensionados, les aseguró que no conocía del tema pero que se estudiaría.

Son pensionadas entre 65 y 85 años de edad con cáncer, mal de Parkinson, diabetes con trombosis —entre otros males—, quienes fueron afectadas al retirar el gobierno de Rafael Moreno Valle Rosas su servicio médico del ISSSTEP.

Los extrabajadores del desaparecido Instituto para la Asistencia Pública del Estado de Puebla (IAPEP) el domingo rompieron en llanto en una rueda de prensa al quedar desamparados, luego que desde diciembre no tienen servicio médico.

Ya se ha registrado la primera muerte de uno de estos pensionados que quedó desprotegido por no recibir atención médica oportuna al sufrir cáncer.

A estas personas les están pagando su pensión de 3 mil pesos mensuales en efectivo sin ningún recibo de por medio, por lo que no saben si conservan su pensión.

Aunque no reciben servicios médicos, aún les descuentan más de 600 pesos por el ISSSTEP.

El comunicado
Después de que salió a la luz pública el asunto y de que el mandatario estatal fue increpado de frente por los afectados, directivos del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores al Servicio de los Poderes del Estado de Puebla (ISSSTEP) los recibieron.

Esta reunión fue publicitada mediante un comunicado de parte del gobierno estatal, que señala que de los 83 extrabajadores del IAPEP sólo 17 pensionados carecían del servicio médico “hasta hoy”

Señala que Margarita Esteves Camarillo, María Hilda Espíndola Reyes y 15 pensionados más del IAPEP y sus beneficiarios cuentan con el servicio médico a partir de este lunes, sin aclarar por qué se presentó la irregularidad desde el 31 de diciembre de 2012.

“El director general del ISSSTEP, Roberto Rivero Trewartha, se reunió hoy (lunes) con ambas y giró instrucciones para que de manera inmediata fueran atendidas por especialistas del instituto y se les otorgara el medicamento requerido para continuar con sus tratamientos.

”Rivero Trewartha resolverá en definitiva la situación pensionaria y el acceso a la seguridad social del instituto de los pensionados del IAPEP.

”Las pensionadas agradecieron el apoyo del gobernador Rafael Moreno Valle y la disponibilidad del director general del ISSSTEP, para resolver su situación”, termina el comunicado sin más aclaraciones.

Desde que inició 2013, los pensionados se quedaron sin servicio médico. Sin más, cuando fueron por los medicamentos que toman por tratamientos contra enfermedades crónicas en el mes de enero, les fue negado el servicio sin explicación alguna.

Fue así como se dejaron a un lado tratamientos de enfermedades normales en la tercera edad como cáncer, diabetes, hipertensión, mal de Parkinson y hasta apoplejía.

Pero ahora su miedo es perder la pensión que se ganaron con años de trabajo en el organismo descentralizado, luego de que les han avisado que no les pagarán en las oficinas del IAPEP, donde aún reciben su pago en dinero en efectivo, situación tampoco aclarada por el ISSSTEP.

La única información que tienen es de parte de quienes les entregan su pensión, las que oscilan entre 3 mil y 6 mil pesos mensuales, lo que ha desatado un verdadero miedo a quedarse sin nada.

El dinero es entregado en efectivo, sin recibo alguno, sólo los extrabajadores tienen que firmar una hoja que se les queda a las autoridades.

“Ya nos dijeron que nos van a pagar hasta el 28 de febrero, ¿y después con quién nos vamos a dirigir?, no es justo que nos traigan ‘vuelta y vuelta’ y no nos resuelvan nada.

”Ya tocamos puertas, tratamos de hablar con el director del ISSSTEP y no nos pudo recibir, pero si nos descuentan aunque nos dieron de baja, yo creo que por eso no nos dan el recibo, nomás nos dan un sobrecito con el dinero”, dijeron en la víspera de la reunión, pero ahora ante reflectores todo fue amabilidad.

El peregrinar de la carta
En la carta, en poder de Intolerancia Diario, se comprueba que fueron recibidas las quejas en la oficina de la secretaria particular del ejecutivo del estado el 13 de febrero a las 18:02 horas.

Sin embargo, a pesar de que la misiva estaba dirigida al mandatario estatal Rafael Moreno Valle, éste aseguró que desconocía del asunto apenas este 24 de febrero.

También la carta fue recibida en la Secretaría General de Gobierno, dirigida a su titular, Fernando Manzanilla Prieto, el pasado 19 de febrero, al no recibir respuesta de parte del mandatario estatal.

“Por este medio le saludamos respetuosamente los jubilados y pensionados del IAPEP hacemos de su conocimiento nuestra preocupación por lo siguiente:

”Nos pagaban mensual los días 15 de cada mes en el IAPEP y desde el día 15 de enero del presente año nos pagan por quincena y no dan recibo ni copia de lo que firmamos, además nos siguen descontando lo del ISSSTEP sin tener servicio alguno.

”Solicitamos el servicio del ISSSTEP, comprenda Usted que somos personas de edad avanzada y que necesitamos la seguridad social con carácter de urgente, esta prestación nos fue dada de baja a partir del 31 de diciembre del 2012.

”Estamos muy angustiados por esta situación, ni nos informan que institución nos va a absorber, ya que el IAPEP cerró sus puertas el 31 de diciembre de 2012, con esto queremos que sepa usted que fuimos personas dedicadas al servicio de la institución y honradas, aquí dejamos nuestra vida y por hoy, acudimos a Usted porque sabemos que es una persona altamente capaz en todo el sentido de la palabra y muy humana para las causas difíciles y justas como las nuestras.

”Esperamos que su corazón se conmueva ante esta problemática y gire sus instrucciones al personal correspondiente para que nos de una respuesta favorable y nos indiquen en que institución cobraremos”, termina la carta, en la que señalan que existe otra con la firma de cada uno de los pensionados.

La promesa
Aunque dicha carta fue recibida en la oficina del gobernador, Moreno Valle les aseguró luego de ser increpado al término de una ceremonia en pleno zócalo, que desconocía el problema, el que inclusive reconoció como un acto ilegal.

—Señor gobernador, ya nos quitaron el ISSSTEP. Nadie nos atiende, todo nos quitan.

—Pero no se los pueden quitar, los que están jubilados no tienen problema, eso es por ley. ¿Ya están jubilados?

—Si y ya no nos dan ISSSTEP, estamos todos enfermos, ya falleció un compañero de que se lo quitaron, ayúdenos por favor.

—No tenía conocimiento del asunto, yo con mucho gusto lo reviso.

—Somos de la tercera edad, apóyenos.

—Yo con mucho gusto lo veo, no tenía conocimiento del asunto, pero no preocupen, con mucho gusto lo vemos (…) ahora le hablo al director del ISSSTEP para que me expliquen el asunto.

—¿No nos podría reubicar?

—No, reubicar no, en IAPEP a los pensionados sí se les puede dar el servicio médico, sin duda y seguir pagando su pensión.

—Tenemos entendido que el último día de febrero no nos van a pagar.

—Yo creo están confundidos, están mal informados; a ver, yo les estoy informando, toda la gente que está jubilada de antes.

—¿Y liquidados?

—A ver, son dos cosas diferentes las liquidaciones y los jubilados. Los jubilados siguen con el mismo tratamiento que tenían antes.

—Pero no tienen el servicio desde el 30 de diciembre.

—Cómo, lo que tuvieron antes lo tendrán ahora, eso es lo que yo veo.

—Fuimos y no nos quisieron dar el servicio.

—¿Pero les siguen pagando las pensiones?

—Sin recibos.

—Bueno, eso es a lo que voy.

—Hasta nos descuentan el ISSSTEP.

—¿Cómo se los van a descontar si ya están jubilados? Yo con mucho gusto lo reviso, pero la información que tengo es que todos los que estén jubilados mantienen los mismos derechos, pero eso yo lo reviso.

—Por eso lo venimos a ver, porque ya no tenemos servicio médico.

—Pero les siguen pagando su pensión, déjenme ver lo del servicio médico, yo ahora le hablo a Roberto Rivero.

Abren expediente
Debido a esta irregularidad, la CEDHP iniciará una investigación de manera oficiosa, luego de que se vulneró el derecho a la salud de los pacientes.

Sobre todo porque se tiene el dicho de los pensionados de que Héctor del Río fue víctima mortal por no recibir las quimioterapias que recibía en el ISSSTEP tras sufrir un severo cáncer.

La oficina de prensa de este organismo defensor de los derechos humanos informó a este medio que iniciarían la queja de oficio, en la que se pretende deslindar responsabilidades, todo a pesar de que fue restablecido el servicio médico.

“La Comisión de Derechos Humanos del Estado de Puebla inició una intervención oficiosa por la suspensión del servicio del ISSSTEP a pensionados del Instituto para la Asistencia Pública del Estado de Puebla (IAPEP).

”Al tener conocimiento del tema publicado en diversos medios de comunicación, el organismo abrió el expediente 1968/2013-I, toda vez que una de las tareas de la comisión es llevar a cabo investigaciones por actos u omisiones de autoridades estatales y/o municipales que pudieran constituir violaciones a los derechos humanos.

”Tras esta acción, visitadores adjuntos realizarán las diligencias correspondientes que permitan a la CDH Puebla allegarse de información que permita desahogar el asunto.

”No obstante, es primordial que las personas que consideren la existencia de violaciones a sus derechos humanos acudan al organismo con el propósito de que el personal ofrezca atención según las necesidades de cada caso. Por ello se exhorta a los interesados a acudir a las oficinas de la CDH Puebla, ubicadas en la 5 poniente 339, en el Centro Histórico de la ciudad capital”, señala el comunicado.