El diputado del PRI, Gerardo Mejía Ramírez, exigió al diputado Enrique Nacer Hernández que deje los “chismes de lavadero” y se ponga a legislar; en tanto, el legislador de Movimiento Ciudadano, José Juan Espinosa Torres, advirtió que el paquete de 15 reformas a leyes que aprobará el Congreso para cerrar el primer período de sesiones son intrascendentes pues sólo buscan justificar la dieta que reciben los diputados.

A dos días de que concluya el período, se mantuvo la guerra de señalamientos e incluso se presentaron documentos de la Secretaría de la Función Pública donde se informa que Nacer Hernández fue inhabilitado por desfalco de 16 millones de pesos en el 2004, situación que fue negada por el propio legislador, al asegurar que tiene las manos limpias.

Luego de que el representante de Nueva Alianza informara que ya presentó ante la Comisión Inspectora las pruebas en contra del coordinador de los diputados del Revolucionario Institucional, Edgar Salomón Escorza, por presuntos actos de corrupción hacia presidentes municipales, Gerardo Mejía lamentó que se esté cayendo en este tipo de situaciones que en nada benefician al Congreso.

Manifestó que se espera que Nacer Hernández de una vez por todas deje a un lado los “chismes de lavadero” y se ponga a legislar.

Comentó que hasta el momento no se conocen iniciativas del diputado de Nueva Alianza que hayan trascendido, y la invitación es que en lo que resta de la legislatura presente trabajos serios.

Inhabilitaron a Nacer
A través de un comunicado, enviado por la fracción del PRI, se informó que el diputado de Nueva Alianza, Enrique Nacer Hernández, fue sancionado por un desfalco por 16 millones de pesos al Seguro Social en el 2004, y se le inició un procedimiento como exdirector de ingresos de la Tesorería municipal de la capital en el periodo 2008.

En el documento, enviado vía correo electrónico, se indica que “el diputado Enrique Nacer Hernández no tiene calidad moral para hacer señalamientos sobre corrupción, toda vez que durante su paso por la administración pública federal fue inhabilitado por diversas deficiencias administrativas en su desempeño al frente de la Jefatura de Servicios Administrativos del Instituto Mexicano del Seguro Social de la delegación Puebla-Tlaxcala, y posteriormente salió de la administración Municipal de Puebla por el supuesto desvío de recursos de 16 millones de pesos durante el periodo 2008-2011”.

“La Secretaría de la Función Pública en el 2004 le impuso una sanción, resultado de un desfalco presupuestal cuando laboraba en la Delegación Regional del IMSS Puebla-Tlaxcala, de acuerdo al Sistema de Registro de Servidores Públicos Sancionados por la Secretaría de la Función Pública (SFP), ya que cometió violaciones a leyes y normativas presupuestales. En el expediente B/011/2003 se asienta la inhabilitación. Hasta septiembre de 2004, Nacer Hernández despachó como jefe de Servicios Administrativos del Instituto Mexicano de Seguro Social (IMSS), según consta en el Diario Oficial de la Federación: http://201.147.98.8/dofdia/2004/Sep04/pdf/14SEP04.pdf”.

El documento señala: “La autoridad sancionadora fue la Contraloría interna de la SFP pues, desde el IMSS, Nacer Hernández se encargaba de administrar distintos tipos de licitaciones para la delegación Puebla-Tlaxcala del seguro social”.

Nácer Hernández enfrenta cuestionamientos en cuanto a su desempeño administrativo en diversos momentos, cuando asumió la dirección de Egresos de la Tesorería Municipal negoció la condonación de una multa de 1.7 millones de pesos al dueño de Plaza América. La ley faculta únicamente al Tesorero para realizar este tipo de convenios de condonación de impuestos.

El exdirector de Egresos de la Tesorería Municipal de Puebla fue sujeto a una investigación por el desfalco de 16 millones de pesos durante el periodo de 2008-2011.

De hecho, en su momento, los regidores aprobaron en sesión del Cabildo la investigación del funcionario.

La respuesta
Tras conocer el documento, el diputado Enrique Nacer sostuvo que sí entregó las pruebas de su dicho a la Comisión Inspectora e indicó que lo presentado por la fracción del PRI está incompleto, toda vez que ganó el juicio y nunca fue inhabilitado, sin embargo, reconoció que en la página de la secretaría aparece el señalamiento.

Comentó que fue a raíz de que hace tres años se postuló como candidato a diputado por la coalición Compromiso por Puebla, cuando iniciaron las auditorías en su contra, sin que hayan encontrado nada.

Mini reformas en el Congreso
El diputado del Partido Movimiento Ciudadano, José Juan Espinosa Torres, aseguró que el paquete de 15 iniciativas de reforma que se aprobarán en la sesión del viernes, se trata de mini reformas que sólo buscan hacer ruido para justificar la dieta de los legisladores.

En entrevista, tras abandonar la sesión por considerar que se trataba de una perdida de tiempo por la simulación, calificó la reforma a la Ley de Turismo como una vacilada, ya que esta sólo cambia dos letras pero no hay cambio de fondo.

Manifestó que en los siguientes cambios a otras leyes nunca se profundiza pues en la “reforma” propuesta por la diputada Miriam Galindo Petriz, se escribirá “Turismo de la Salud” y no “Turismo para la Salud”.

Señaló que tal corrección se pudo haber hecho sin tener que citar a comisiones unidas, pero se busca mandar el mensaje de que el Congreso del estado está trabajando arduamente.