El lunes por la mañana fueron descubiertos los cuerpos de dos hombres que fueron asesinados a balazos y rematados con un tiro de gracia en la cabeza; las víctimas de homicidio fueron un reconocido médico veterinario de San Martín Texmelucan, hallado en el faccionamiento San Damian de esa ciudad, un desconocido de entre 35 y 40 años de edad, localizado a un costado del pozo de agua de Caminos y Puentes Federales, en Xoxtla.

Además de estos dos homicidios violentos, un hombre de 46 años de edad fue asesinado de un tiro por la espalda cuando tripulaba su motocicleta con dirección a su domicilio en la colonia Joyas del Sur la noche del sábado. En un principio, los investigadores de homicidios pensaron que había sufrido un infarto, sin embargo, al practicarle la necropsia se percataron de que había recibido un balazo por la espalda. Se descartó el robo como móvil, pues el occiso llevaba todas sus pertenencias.

Aun cuando el fin de semana la Procuraduría General de Justicia (PGJ) tuvo conocimiento de dos casos de femicidio, uno en la Resurrección y otro más en una casa de Coronango, además de la ejecución de un vendedor de carros usados, ocurrido en la colonia Cristobal Colon, este lunes 20 de mayo se iniciaron investigaciones de otros tres casos de homicidio, lo que significan seis en 24 horas.

De los seis casos de homicidio que se encuentran en investigación por parte de la PGJ, cuatro de estos fueron por disparos de armas de fuego y en dos más —los femicidios— las víctimas fueron asesinadas a golpes.

San Martín Texmelucan

Pasaban de las 8 horas del lunes cuando el 060 de San Martín Texmelucan recibió reportes de vecinos que indicaban que, en la calle 20 de Noviembre del fraccionamiento San Damián, desconocidos en motocicleta habían disparado armas .9 milímetros en contra del tripulante de un Volkswagen tipo Bora de color blanco.

Al lugar arribaron paramédicos, seguidos de elementos de la Policía Municipal y de la Ministerial del Estado. Los primeros constataron que el tripulante del Bora, placas TWE-11-37, identificado con el nombre de Nicolás Fabricio Solano Caraza, de 38 años de edad, médico veterinario, ya no presentaba signos vitales, además de que en su cuerpo se apreciaban al menos cuatro impactos de bala en la zona toráxica y en la cabeza; uno más como “tiro de gracia”.

Solano Caraza, de acuerdo con los primeros reportes de investigación, salió de su domicilio de Prolongación Tecali número 1, del fraccionamiento San Damián, y calles adelante fue alcanzado por dos sujetos que iban a bordo de una motocicleta y quienes le dispararon al menos en ocho ocasiones para luego darse a la fuga con rumbo desconocido.

Varios impactos de bala se apreciaban en la carrocería de la unidad y alrededor de ésta los investigadores hallaron casquillos percutidos, mismos que fueron asegurados para que la Dirección de Servicios Periciales los analizara.
Más tarde, el agente del Ministerio Público en turno, Isabel Camacho, se presentó para dar inicio a las primeras investigaciones, girando instrucciones para que el cuerpo del profesionista fuera trasladado al anfiteatro del panteón municipal para que el médico legista se hiciera cargo de la necropsia correspondiente.

San Miguel Xoxtla

El agente del Ministerio Público de San Pedro Cholula, Chirstian Galloso, tuvo conocimiento de que a la orilla de la autopista Puebla-México, a la altura del kilómetro 109 más 150 de la zona de San Miguel Xoxtla, fue hallado el cuerpo sin vida de un hombre de entre 35 y 40 años de edad que presentaba dos impactos de arma de fuego, uno cerca de la oreja izquierda y el segundo en la frente.

Al lugar llegaron elementos de la Policía Municipal, de la Ministerial del Estado, además de la Estatal y la Federal, para constatar el hallazgo del desconocido que se encontraba a un costado de un pozo de agua que pertenece a Caminos y Puentes Federales (Capufe), de quien no se preciso qué tiempo tendría de haber sido ejecutado.

Fueron automovilistas los que descubrieron el cuerpo sin vida del desconocido y dieron aviso a la Policía Federal y a Capufe para que estos a su vez dieran parte al Fuero de lo Común para que después de las 10 horas del lunes se iniciaran las primeras investigaciones.

El desconocido llevaba puestos un par de zapatos negros demasiado gastados, sin calcetines, en los tobillos llevaba pulseras de hilo de diversos colores, vestía pantalón de mezclilla negro, playera azul marino con rayas horizontales de color azul cielo, además de una chamarra negra. En su cuello tenía un rosario de madera, además de tres anillos en los dedos menique, anular y medio de la mano izquierda.

A la altura de la oreja izquierda, el desconocido presentaba huellas de un impacto de arma de fuego, además de un segundo a la altura de la frente.

El occiso llevaba las bolsas de su pantalón hacia fuera, no tenía valores ni identificaciones, más que unas tarjetas de publicidad de refaccionarías.

Colonia Joyas del Sur, Puebla

La madrugada del domingo 19 de mayo la Agencia del Ministerio Público de Homicidios recibió el reporte de que en la calle 7 E Sur de la colonia Joyas del Sur se encontraba el cuerpo sin vida de un hombre identificado como Noe Aquillón Pérez, de 46 años de edad, y junto a éste se encontraba tirada una motocicleta de la marca Kurazai.

Paramédicos del 060 que lo revisaron reportaron que habría sufrido un infarto, por lo que el representante social giró instrucciones para que el cuerpo fuera llevado a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo), donde el médico legista, al hacerse cargo de la necropsia, reportó que este hombre presentaba un impacto de arma de fuego por la espalda.

El proyectil pudo haber sido del calibre .22 o .25, por lo que los investigadores justifican que no se dieron cuenta los paramédicos, lo que originó que falleciera a consecuencia de perforación de pulmones.
El disparo se lo pudieron haber hecho al momento en que circulaba en su motocicleta con dirección a su domicilio, que se ubica en la colonia Joyas del Sur, lo que motivó que se cayera de la unidad.

El caso que había sido turnado como Constancia de Hechos se elevó a la Averiguación Previa 044/2013/AEHOM, por el delito de homicidio.
El representante social giró un oficio a la Policía Ministerial del Estado (PME) para que se inicien las investigaciones correspondientes.

En este caso también se descartó que el móvil del crimen pueda ser un robo, ya que los valores del occiso no fueron tocados, sólo le dispararon.