Un caso de maltrato escolar se presentó en el colegio Benavente en contra de un menor de edad de la escuela primaria y las autoridades educativas de la escuela se rehúsan a atender el problema y solo encubren la problemática, denunció Carolina Gaspar Ramírez, madre del menor afectado.
El menor de edad maltratado tiene 8 años y fue agredido por otro niño de la misma edad, “lo peor es que el agresor es otro alumno de la misma edad”, cuya educación es responsabilidad de los padres.
De los golpes, dijo la madre de familia Carolina Gaspar Ramírez, las autoridades del Colegio Benavente estuvieron informadas puntualmente, “no pedimos que corran al niño ni al maestro, pero sí que los atiendan”.
El director de la escuela primaria, José Martín Lujano Mendoza, reveló la denunciante, no ofreció atención al caso de maltrato escolar y por lo tanto, no hizo nada, tampoco la maestra tomó medidas para frenar el bullying que se presenta al interior del colegio particular.
Pero cuando pidieron cita con el director, agregó Gaspar Ramírez, les negaron la atención debido a la burocracia del sistema escolar, “jamás tuvimos la entrevista y jamás nos recibieron, mi hijo lo ha ido superando con ayuda psicológica externa”.
Carolina Gaspar Ramírez, también es profesora y sabe que los estudiantes necesitan la atención adecuada, por eso, reiteró su llamado a las autoridades educativas, para que tomen cartas en la problemática, porque el caso de su hijo no es el único.
Las agresiones en contra de su hijo, recordó Carolina, se presentaron este mismo año, por eso tomó la decisión de sacarlo de esa escuela, porque durante el maltrato, el menor de edad tenía pavor de ir a la escuela y las autoridades no tomaron cartas en el problema, a pesar de tener la denuncia puntual.

Evitar que ese problema continúe 
Acompañada de otros tutores, la madre de familia dijo que para muchos padres de familia, es más fácil cambiar a los hijos de escuela y decir que no pasó nada, pero de esa forma, permiten que esos casos se sigan presentando.
El problema, reiteró, es que no se recurre a la denuncia formal y pública, por lo que el silencio se convierte en un daño terrible para la sociedad, “porque consterna que le suceda eso a los niños, no se debe tolerar ese tipo de delincuencia”.

Detener el fenómeno del bullying
Los padres de familia que denunciaron el maltrato en el Colegio Benavente, no pretenden que corran a la profesora y tampoco al menor de edad agresor, pero exigen que reciban atención psicológica y familiar, “solamente así, se puede lograr que la sociedad cambie”.
Mi hijo, reveló, es un niño con déficit de atención, pero tiene un promedio excelente, de 9.5, “es amigo de todos los niños”, pero lamentablemente, con el maltrato recibido, tiene trastorno de ansiedad, “es terrible lo que le sucede”.
Después del maltrato sufrido, reveló la madre de familia, el menor de edad presenta crisis de ansiedad terrible, tiene miedo a todo y padece represiones reiteradas, por lo que necesitará tratamiento, “y ya lo estamos ayudando”.
Ante la crisis, reveló que acudió ante las autoridades del colegio para solicitar un reporte de su hijo y le dijeron que es un niño de buena conducta, “no pido que corran al niño agresor, pero que lo atiendan, para parar el problema, pero el director no da la cara, no nos atendió, no recibió los escritos”.

Piden que la SEP atienda el caso de bullying
En rueda de prensa, reveló que la SEP ya tiene conocimiento de la problemática y espera que tome cartas en el asunto y que aplique las sanciones pertinentes, porque afectan a toda la sociedad.
Y aunque su hijo ya es atendido de manera psicológica y psiquiátrica, lamentó que en la sociedad poblana no se haga nada por frenar el problema del bullying,”la sociedad no hace nada, callamos todo, tenemos miedo a la denuncia, porque hay casos en otras escuelas y tenemos miedo a parar esto”.