El presidente de la junta de Gobierno y Coordinación Política, Víctor Manuel Giorgana Jiménez, reiteró que Alexandra Herrera Corona no es elegible para continuar en la Comisión de Acceso a la Información Pública, y rechazó que haya opacidad en el proceso.

Entrevistado, el líder del Poder Legislativo indicó que el Congreso del estado no aprobará la reelección en favor de la actual integrante de la Comisión de Acceso a la Información Pública.

Luego de que el pasado lunes se dio la pasarela de los aspirantes a ocupar uno de los tres asientos de la comisión, en medio de cuestionamientos por la falta de transparencia, aseguró que no se contempla la posibilidad de reelección.

A pesar de los señalamientos de Marco Antonio Rodríguez Acosta (PSI), presidente de la Comisión de Transparencia, quien abrió la posibilidad de ratificar a la comisionada, dijo que hay una situación legal que tiene que respetarse

Precisó que la ley es muy clara, la comisionada no podrá ser reelecta, e indicó: “Nosotros estaremos en esa tesitura, no aprobaremos ninguna reelección en favor de Alexandra (Herrera)”.

Sobe la participación María Montserrat Aguirre Barbosa y María Gabriela Sierra Palacios, funcionarios estatales, Giorgana Jiménez apuntó que los integrantes de la Comisión de Transparencia se encargaron de revisar si las postulantes tienen derecho a aspirar al organismo autónomo.

 “Esa revisión le corresponde a la propia comisión responsable de todo el proceso, estoy seguro que ellos habrán hecho una revisión muy cuidadosa, apegada a derecho de la documentación presentada”.

Rechaza opacidad
Asimismo, el líder del Congreso de Puebla, Víctor Manuel Giorgana Jiménez, aseguró que haya opacidad en el proceso de selección del nuevo integrante de la Comisión para el Acceso a la Información Pública (CAIP).

Incluso, dijo que no comparte las descalificaciones emitidas al referido proceso por parte de algunas organizaciones no gubernamentales. “Yo respeto, más no comparto necesariamente, su opinión; el proceso está siendo conducido por la Comisión de Transparencia y esperamos que rinda en todo caso su informe y el dictamen el día de mañana, y a que lo lleve al pleno. Riesgoso sería no alcanzar los consensos en el pleno y, por supuesto, la votación que se requiere”, agregó.

En espera de la terna
Además, anunció que será este miércoles 10 de diciembre cuando la referida comisión dé a conocer los nombres de quienes integrarán la terna, que deberá ser votado al día siguiente por el pleno legislativo, de donde se elegirá al nuevo integrante y a su suplente.

En el caso de Alexandra Herrera Corona, dijo que ella tiene derechos constitucionales de los cuales está haciendo uso, motivo por el cual está inmersa en el proceso de selección, pese a que hace unos días la Legislatura le notificó que no puede ser reelecta, pero se ha dejado en claro que no está impedida en participar en este nuevo proceso.

El también coordinador de la bancada del PRI refirió que sus compañeros aún no han definido quién será su favorito, pues aún siguen analizando los perfiles de los siete aspirantes registrados.

La opacidad
El pasado lunes, en medio de la opacidad y con el uso de personal de administración del Poder Legislativo, como guaruras para acompañar a los aspirantes a comisionados a la CAIP, se llevaron las comparecencias, donde en la transmisión se bloqueó la señal para que no fuera pública la sesión de preguntas y respuestas.

Durante dos horas y media comparecieron María Monserrat Aguirre Barbosa, Alexandra Herrera Corona, Laura Elizabeth García González, Maria Gabriela Sierra Palacios, Graciela Miranda Blumenkron, Alexis Juárez Cao Romero y José Leonardo Corro Fernández; de ellos, sólo uno aceptó sin problemas responder a los medios.

Los siete aspirantes a ocupar un lugar disponible en la Comisión para el Acceso a la Información Pública (CAIP) comparecieron ante los diputados que integran la Comisión de Transparencia del Congreso de Puebla, transmitiendo por aspirante sólo su exposición, pero el canal del Poder Legislativo bloqueo la señal a la hora de preguntas y respuestas.

Las comparecencias fueron a puerta cerrada, los diputados sólo permitieron que la prensa pudiera conocer los proyectos de los aspirantes a través de una pantalla que colocaron en un salón anexo, sin embargo, cortaron la transmisión en la sesión de preguntas y respuestas.