El consejero presidente del Instituto Nacional Electoral, Luis Zamora Cobián ya se puso en contacto con Alberto Merlo Martínez, aspirante a candidato ciudadano por el distrito 6, quien fue amenazado en su domicilio por participar en el proceso electoral como candidato ciudadano.

Zamora Cobián expresó que  las 19.00 horas del jueves el candidato ciudadano Merlo se comunicó vía telefónica con el consejero presidente para abordar el tema de la agresión que sufrió e informarle que había presentado una denuncia ante las autoridades judiciales locales.

Zamora le sugirió a Merlo Martínez que acudiera a la junta del distrito 6 de la ciudad de Puebla y presentara copia de su denuncia judicial para que se diera tramité a su queja.

El consejero presidente, Zamora Cobián, señaló que hasta el pasado viernes, Merlo Martínez no había acudido a las autoridades electorales del distrito 6.

El fin de semana Zamora Cobián  buscó telefónicamente  sin que se reanudara el diálogo con el aspirante a candidato ciudadano.

El funcionario electoral planteó que hasta este día ninguno de los candidatos independientes ha presentado sus listados de adhesión, aunque la fecha límite es del 20 al 29 de marzo. De no presentar sus adhesiones en tiempo y forma no serían registrados.

**
La búsqueda de la candidatura del distrito 6 para el ciudadano, Beto Merlo Martínez, y su equipo de colaboradores se ha vuelto un infierno. 

Desde hace algunas semanas cuando Merlo Martínez anunció en Profética que había obtenido más de 6 mil firmas para inscribirse como candidato ciudadano o independiente inició una persecución política en su contra, denuncia, Merlo, sin adjudicarle una autoría.

El estudiante de Ciencias Políticas de la Universidad Ibero Americana ha sufrido de todo: vigilancia, seguimiento, teléfonos intervenidos, amenazas veladas, hasta amenazas en su contra por parte de sujetos armados en su domicilio, quienes lo increparon y lo amarraron mientras revisaban minuciosamente su domicilio.

Pero Merlo Martínez no quita el dedo del renglón: “Nadie me va a bajar. Voy a ser candidato ciudadano y me voy a registrar”, señala el estudiante de ciencias políticas, quien a sus 23 años busca llegar a San Lázaro como diputado ocupando la figura de candidato ciudadano.

El modus operandi con el que sujetos armados irrumpieron en su domicilio parece ser el pan de cada día en Puebla. Una mujer arribó a su casa pidiendo asesoría jurídica con el “licenciado”.

Minutos después un comando armado irrumpió en su casa. Uno de los sujetos encañonó a Merlo mientras otros sujetos revisaban la casa y aterrorizaban al equipo de campaña del politólogo universitario.

Sin padrinos políticos, y sin una estructura partidista, el joven universitario, encontró el respaldo de amigos y compañeros para alcanzar las más de seis mil firmas requeridas para ser candidato a diputado federal por la vía independiente.

“Yo no sé si esto es consecuencia de aquello”, señala el estudiante, refiriéndose a su activismo para defender a los aves del aviario remodelado por el gobierno de Puebla.

Pero de lo que sí está claro es que su candidatura ciudadana encontró la simpatía de los electores del distrito sexto y la positiva respuesta, sin padrinos políticos ni estructuras partidistas, le resulta incómoda a muchos y en especial al “sistema”.

“Yo sospecho de todos”, responde el estudiante.

**

El jueves pasado luego de la agresión que recibió Merlo ratificó su intención de ser el candidato ciudadano por el distrito 6.

“No me van a hacer que renuncie a mi ideología. No voy a renunciar al proceso. Voy a solicitar mi registro ante el INE”, resalta Merlo en una rueda de prensa improvisada.

Ya con el tiempo encima, Merlo ha encontrado la solidaridad de organizaciones sociales y de universidades ante el ataque recibido, por presentar un proyecto alternativo en el distrito 6 de la ciudad de Puebla.

Desde el pasado 16 de febrero, el aspirante ciudadano anunció que obtendría las firmas necesarias para disputar la candidatura a diputado federal.

De esa fecha en adelante, relata Merlo Martínez, ha recibido amenazas, hostigamiento físico, ha sido continuamente vigilado.

“Lo que nos sucedió, como ciudadano y activista, no es más que la repetición de la crisis de violaciones a los derechos humanos que vive el país”.

“Pero yo no voy a desistir en buscar la candidatura, y también exijo a las autoridades que esta agresión que recibimos no quede impune. Todo se deriva del proceso electoral en el que estoy... Quisieron aparentar que se trató de un robo pero el móvil fue mi participación electoral porque molesta a muchas entidades”, reflexiona Merlo Martínez.

Merlo Martínez señaló que el climax del amendramiento que ha recibido fue ayer a las 15:30 horas cuando sujetos armados allanaron su domicilio para que decline en sus aspiraciones en representar al distrito 6.

Para el estudiante universitario, el clima político se fue enrareciendo luego de que anunciara que había obtenido las firmas necesarias para ser candidato ciudadano: “las cosas no estaban bien desde el 16 de febrero”.

El pasado 16 de febrero, Beto Merlo expresó hizo público que había obtenido el número de firmas requeridas por el Instituto Nacional Electoral (INE) y de esta manera buscar la diputación por el distrito 6 de la capital de Puebla.