Continúan las manifestaciones de apoyo a diversos personajes que buscan la llamada minigubernatura de Puebla. Ahora el turno fue para cañeros de la CNC, quienes dieron espaldarazo a Alberto Jiménez Merino.

En rueda de prensa, integrantes de la unión local de Productores de caña de azúcar, de la confederación Nacional Campesina (CNC), señalaron que el actual delegado de Sagarpa, merece ser el siguiente gobernador por su atención al campo a través de sus gestiones como funcionario público.

El líder cañero, Gabriel Conrado González Cortés, señaló que si Jiménez Merino quiere buscar la gubernatura ya sea la del 2016 o 2018, cerca de 10 mil agremiados le darán su respaldo.

“Estamos completamente de acuerdo de que tendrá de nosotros todo el apoyo que necesite en el sector cañero, lo vemos por trayectoria, su trabajo y dedicación al campo y sentimos que es la mejor persona para poder ser el candidato a la gubernatura, a nosotros nos gustaría que el fuera”.

Apenas un día antes, Alberto Jiménez Merino, hizo públicas sus aspiraciones para el 2016, al indicar que si la sociedad se lo pide estará en las boletas electorales.

Además señaló que tiene las manos limpias y no hay nada de lo que tenga que avergonzarse.

Así lo refirió durante una reunión organizada por la Asociación de Mujeres Periodistas de Puebla, al ser cuestionado sobre el proceso electoral del próximo año.

“Si la sociedad lo pide estaré en las boletas electorales de 2016”. No obstante, reconoció que como a todo poblano le gustaría ser gobernador de su estado ya que es un honor servir.

Aclaró que aún no son los tiempos ni ha iniciado el proceso, pero en su caso dijo “me gusta lo mismo la mini, la mediana o la grande”, pero habrá que esperar a que lleguen los tiempos de la convocatoria.

Jiménez Merino aseguró que conforme al entorno que se vive en Puebla hay condiciones para que el Partido Revolucionario Institucional recupere la gubernatura en el 2016; no obstante, indicó que esto solo será posible si los priistas van unidos como sucedió en el 2015 durante la elección federal.

Reconoció que se reunió con la mayoría de quienes han manifestado que tienen aspiraciones para gobernar el estado y únicamente falta tener el encuentro con la senadora Blanca Alcalá Ruiz, pero afirmó que existe una buena relación con sus compañeros de partido.

Jiménez Merino afirmó que él respeta la opinión de sus compañeros de su partido sobre quienes aspiran a la gubernatura. Pero señaló que a diferencia de las críticas, él ha escuchado a los priistas externar su confianza en el diálogo y en la unidad de los priistas para que su partido regrese a Casa Puebla en el 2016.

Para la candidatura del PRI al gobierno de Puebla en el 2016 se ha mencionado a militantes del tricolor como Enrique Doger Guerrero, Alberto Jiménez Merino, Juan Carlos Lastiri Quirós, Juan Manuel Vega Rayet y a la senadora por Puebla, Blanca Alcalá Ruiz. 

Alberto Jiménez Merino resaltó que hay muchas condiciones para que el PRI recupere la gubernatura de Puebla en el 2018: “Hay un gran ánimo entre los priistas.

Beltrones conoce muy bien al partido y a los priistas. Yo veo que la unidad es fundamental.

Y de eso está consciente el dirigente nacional del PRI de darle continuidad al gran trabajo que realizaron César Camacho Quirós e Ivonne Ortega y con la labor de unidad de Manlio Fabio Beltrones, aunado al trabajo de la dirigencia estatal del PRI y de los comités municipales”.