Intimidad a los propietarios de los predios que serán expropiados para la construcción de la Radial de San Bernardino Tlaxcalancingo, acusaron vecinos de San Andrés Cholula.

En rueda de prensa acusaron al ayuntamiento de este municipio, presidido por de Leoncio Paisano Arias, de utiliza la misma estrategia de persecución y represión que ha empleado anteriormente.

Y es que recordaron que de este modo mantiene en prisión a los activistas Adán y Paul Xicale, por oponerse a la construcción del parque de las siete culturas en los alrededores de la Gran Pirámide de Cholula.

Acusaron directamente a la secretaria de Gobernación del ayuntamiento, Berenice Porquillo Salgado, como la responsable de las agresiones y amenazas.

Maurilio Galiote Mixcóatl, integrante del Movimiento de Pueblos Cholultecas, afirmó no han sido liberados, como una medida de intimidación a la población.

“Nos están amenazando, nos citan en el Complejo de Seguridad y nos dicen que si no donamos voluntariamente una parte de nuestro terreno habrá expropiación y cárcel, como en el caso de los Xicale”, aseguró.

Afirmó que las autoridades los amenazaron que si se amparan de la expropiación, sólo pagarán 20 pesos el metro de tierra como indemnización, por tratarse de predios rústicos, cuando ya están urbanizados.

El abogado y dirigente social arguyó que en la Ley de Ingresos de este año, los terrenos llegan a valer  hasta 2 mil 500 pesos por metro de tierra.

Mencionaron que la señalada funcionaria municipal acudió a la vivienda de una de las afectadas, a quien intentó obligar a firmar el convenio de la donación de su patrimonio.

“Cuando esta persona (el vecino afectado) sacó su teléfono celular para gravar la intimidación, Porquillo Salgado le quitó de un manotazo el aparato y huyó del lugar”, dijo.

Por lo tanto señalaron que el hecho de no contar con estudios o ser personas humildes, no quiere decir que sean ignorantes. “Vamos a luchar social y  legalmente en la defensa de la tierra”.

Hermelo Toribio Mixcóatl, Cristina y Maurilio Galiote revelaron que detrás de la Radial Tlaxcalancingo, vialidad que unirá a la cabecera local con la junta auxiliar, está el gobierno de Rafael Moreno Valle.

“Es el gobierno del estado está a cargo de adquirir y pagar los terrenos, si existen litigios”, aseveraron.

Denunciaron además que la autoridad estatal y municipal lleva a cabo una transformación a fondo de la región de las Cholulas, pensadas en el turismo, sin importarle que ponga en riesgo la identidad y las tradiciones y costumbres de sus comunidades.

Expusieron que no se oponen al desarrollo del municipio ni a la modernidad, simplemente piden justicia y el pago de sus tierras.

Mencionaron que dudan que exista un proyecto ejecutivo de la obra, que se planeó desde la gestión de Miguel Ángel Huepa Pérez.

Desmintieron al alcalde Leoncio Paisano, quien la semana pasada aseveró que el 75 por ciento de los 99 propietarios, ya donó parte de su terreno, cuando aclararon sólo lo han hecho 22 personas.

Por tal razón, argumentaron, no ha comenzado la construcción de la vialidad que consta de 2.4 kilómetros de longitud.

¿Qué es la Radial?

El gobierno de San Andrés Cholula proyecta la construcción de una segunda Radial que conectará la cabecera municipal con el Complejo de Seguridad Pública y la federal a Atlixco.

Por la obra resultarán afectadas más de 100 propiedades a cuyos dueños se les pedirá que donen el espacio que se tiene de restricción para pavimentarla, según informó hace unos días el propio Leoncio Paisano.

La obra, que requerirá una inversión de 60 millones de pesos, está planeada para iniciar el próximo año, una vez que se ancle la inversión conjunta con el gobierno del estado; en tanto, ya se empezó a socializar entre los vecinos involucrados para que se desarrolle sin complicaciones.

La construcción de la Radial Tlaxcalancingo de cuatro carriles, que consta de 2.4 kilómetros de longitud, desembocará a una calle de un solo sentido de circulación, generando “cuellos de botella”.

Aseguraron que en nada beneficia a la movilidad de automotores, por el contrario los están despojando de 50 mil metros en total.

Aunado, señalaron que el proyecto parte de la iglesia de Tlaxalancingo, edificio inamovible por ser patrimonio de los poblanos, y concluye en otra iglesia del primer barrio de San Andrés Cholula, Santiago Xicoténcatl.

“Nos dimos a la tarea de visitar a cada uno de los propietarios, y cuantificamos que 78 de ellos no han donado su patrimonio”, informaron.

Por lo tanto exigieron al gobierno de San Andrés Cholula que frene las intimidaciones y que pague lo justo por las propiedades y convocaron a una asamblea pública el próximo domingo 30 de agosto a las 14 horas.

La sede será la explanada de la presidencia auxiliar de Tlaxcalancingo, donde acordarán las acciones a seguir.