Mientras no se encare al tema de la corrupción y la impunidad con una energía sumamente potente y en un corto plazo pueda haber juicios y procesos con las figuras que claramente han estado en procesos de corrupción, no vamos a poder avanzar, aseguró Juan Manuel Martínez Louvier, coordinador de la maestría en Gestión de la Economía Social de la Ibero Puebla.
    
Y es que, aseguró, que la economía y la corrupción están totalmente ligadas e incluso, afirmó que la concentración económica está totalmente ligada a la corrupción,  por eso, apuntó que “no son fenómeno que vayan en direcciones contrarias, más bien, son fenómenos convergentes”.
    
Reveló que el Estado no ha tenido la capacidad para responder a los retos que le dejó el sexenio anterior, “en lo económico hay factores externos que han desestabilizado muchísimo, pero tampoco ha venido una respuesta del gobierno para promover iniciativas agresivas, para realizar comprar y obras a través de la economía social y lograr que el dinero se quede en el país.
    
En cambio, aseguró, lo que hemos tenido son un montón de iniciativas que privilegian al capital extranjero y que están favoreciendo que nuestro dinero se vaya más y más y más.
    
Actualmente, aseguró Martínez Luovier, el Banco de México tiene subastas de nuestras reservas que se van a los mercados financieros y ese dinero ya no regresa, “y cuando se va, se va, es irrecuperable y eso genera cada vez agujeros más fuertes que deja problemas mayores”.
    
Por eso, dijo que si la balanza no se encuentra en su justo equilibrio, no está bien equilibrada y hay beneficios fiscales para las grandes empresas, pero también hay una colusión de intereses políticos y económicos que hacen que la recaudación no sea pareja.

De tal forma, afirmó, que mientras no lleguemos a eso, no se privilegie mantener el sustento de las familias y que no hagamos redistribución, tendremos situaciones más complicadas.

Por eso, explicó que actualmente nos enfrentamos ante un doble problema, por un lado, la caída del peso frente al dólar y el euro, y por otro, la corrupción que se mantiene a la alza, “los dos fenómenos impactan de manera directa en la economía y no permiten que las familias puedan lograr una mejor calidad de vida”.

Por eso, dijo que otro de los problemas, está relacionado con que se realizan condonaciones de una gran cantidad de impuestos para las grandes empresas transnacionales.

Y es que, dijo, el gobierno otorga privilegios a determinadas firmas, sin embargo, a las familias las mantiene cautivas y no puede lograr un reparto equitativo de la riqueza.

Por lo anterior, aseveró que la clave para enfrentar los problemas económicos actuales, se encuentra en una mejor redistribución de recursos, de lo contrario, los que más tienen, recibirán los mayores beneficios.

Recordó que hace 8 años, el SAT realizó condonaciones a créditos fiscales por más de 500 millones de pesos, recursos que el erario público mexicano ya no tuvo.

“Ese es un ejemplo de lo que está pasando, ahí se presenta una colusión de intereses políticos y económicos que hacen que no sea pareja la recaudación”.

Debido a eso, explicó que mientras no lleguemos al equilibrio, que no se privilegie el sustento de las familias y hagamos una redistribución de los impuestos, tendremos problemas más complicados.

Anuncian Coloquio Internacional: Economía social y Solidaria

La Universidad Iberoamericana, campus Puebla, anunció el Coloquio Internacional: Economía social y Solidaria, “Experiencias, búsquedas, y realizaciones”, a desarrollarse los días 29 y 30 de septiembre.

En el evento, reveló el director de la maestría en Gestión de Economía Social, estarán presentes investigadores de México, Argentina, Paraguay y Chile, para establecer un diálogo multisectorial e interdisciplinario.

Las temáticas que se abordarán, son el emprendedurismo social, el cooperativismo, la responsabilidad social, la inversión de impacto social, el rol de la universidad y su contribución al desarrollo de la economía y la innovación social, además de la participación comunitaria.

El encuentro, dijo Martínez Louvier, busca constituirse como un espacio de experiencias, nuevos aprendizajes, investigaciones y buenas prácticas, entre las universidades y las organizaciones civiles de la región latinoamericana.