Los derechos de autor están por convertirse en un problema para los restauranteros porque la Asociación Poblana de Restaurantes y Prestadores de Servicios AC (Aprepsac) denunció que por el uso de la música en vivo y a través de la radio comercial, las sociedades de representantes de cantantes y autores pretenden cobrar hasta 25 mil pesos anuales, denunció su presidente, Arturo Delgado Ramírez.

Reveló que las sociedades que representan a los cantantes y autores pretenden que los restaurantes, cafeterías, fondas y loncherías paguen 25 mil pesos anuales por el uso de la música, ya sea en vivo o a través de la radio comercial.

El problema, dijo, es que en Puebla existen al menos cuatro organizaciones de sociedad colectiva de derechos de autor, entre las cuales se encuentran la Sociedad Mexicana de Productores de Fonogramas, la Sociedad Mexicana de Ejecutantes de Música y la Sociedad de Autores y Compositores de Música.

Por ello, el presidente de la Aprepsac señaló que es urgente que los empresarios del ramo tengan un solo organismo regulador que permita el cobro justo por las regalías que se recaudan en esos espacios de atención a la sociedad poblana.

Indicó que los empresarios del ramo reconocen su obligación de realizar el pago por los derechos de autor, sin embargo, afirmó que no pueden absorber costos tan elevados, porque eso pega en las finanzas de las empresas del rubro de alimentos y bebidas.

“Si bien es cierto que tenemos que pagar las regalías conforme a la música que se escucha en cada establecimiento, también es cierto que no hay una cuota que esté regida o reglamentada por parte del Instituto Nacional del Derecho de Autor (Indautor).

Reveló que en la actualidad las sociedades que se han conformado pretenden cobrar cantidades estratosféricas de entre 20 mil y hasta 25 mil pesos al año por cada establecimiento, lo cual pone en riesgo la viabilidad económica de muchos restaurantes en sus diversas modalidades.

El presidente de la Aprepsac refirió que esa asociación sostuvo acercamientos con el Indautor, sin embargo, aseguró que no hay solución al problema que enfrentan los comercios que se dedican a la venta de alimentos y bebidas preparados.

Y es que, aclaró, el Indautor es solo un organismo intermediario que busca que se generen acuerdos entre las diferentes sociedades y los propietarios de los establecimientos.

La Aprepsac no se niegan a realizar el pago por el uso de la música, sin embargo, debe ser justo y tiene que estar regulado por tarifas en específico, para que se pueda dar cumplimiento al pago de esa obligación y apegarse a los derechos de autor.

Ven afectación en su economía

En Puebla, la mayoría de los restaurantes, cafeterías, fondas y loncherías utilizan música para atraer clientes, por lo tanto son espacios que recurren a esta de manera permanente, por lo cual se pueden ver afectados en su economía si tienen que realizar un pago anual de alrededor de 25 mil pesos.

Los empresarios del ramo solicitaron la intervención de las autoridades poblanas para que coadyuven a frenar dicha medida, porque de lo contrario muchos se verán obligados a incrementar sus precios o en el peor de los casos, a cerrar por insuficiencia económica ante el costo por los derechos de autor que pretenden cobrar las organizaciones que defienden a los cantantes y compositores.