Aunque la designación de secretario general se prórroga para el mes de noviembre del presente año, el secretario general de la sección 51 del SNTE, Jorge Luis Barrera de la Rosa, garantizó que existen todas las condiciones para que la autoridad del gobierno poblano, no meta las manos en la designación de secretario general.
    
Aclaró que la sección 51 del SNTE, es una organización autónoma que no ha permitido ni permitirá la intromisión de ninguna autoridad, de ninguna índole, porque el nombramiento de dirigentes es una decisión de los trabajadores de la organización.

Reiteró que “es una decisión de los compañeros que salgan electos y la propia convocatoria establece los mecanismos y no hay ninguna mano extraña que interviene, “esa es una decisión de los propios trabajadores”.

Por eso, aclaró que también, el propio secretario general se mantendrá al margen, por lo que está garantizado que el proceso electoral del presente año, para elegir sucesor, será totalmente independiente.
    
Barrera de la Rosa, recordó que las reglas de la elección las pone el CEN del SNTE, “porque es una convocatoria que ellos proponen, pero la sección 51 es institucional, siempre ha compartido los trabajos del CEN y eso es lo único que se busca, darle continuidad al proyecto nacional del SNTE”.
    
Por eso, dijo que con ello, ratifican el compromiso que se tiene de trabajo, para darle estabilidad al magisterio poblano y lograr que todos los trabajadores tengan aseguradas las prestaciones alcanzadas hasta el momento.

Se prórroga 4 meses elección
    
El dirigente seccional poblano del SNTE, reiteró que la fecha estatutaria del periodo de dirigencia, es el 20 de septiembre del 2016, “pero por acuerdo del secretariado nacional, se prorrogan los que vencen entre enero y julio, esto implica que después de julio se llevarán a cabo esos cambios de comités vencidos y los que están venciendo en el segundo semestre del año se recorre para inicio del 2017”.
    
Recordó que en el encuentro seccional de Guadalajara se tomó los acuerdos que los periodos de los comités ejecutivos están por vencerse desde enero y hasta julio serán prorrogados, es decir, se van hasta después del proceso electoral del mes de junio.

Por eso, reveló que al actual CDE del SNTE en la sección 51, les queda 4 meses más de gestión, para llevar a cabo el cambio del comité directivo estatal, “por eso, calculamos que en el mes de noviembre estará saliendo la convocatoria, porque esa convocatoria obliga al comité de 90 días antes desde el CEN”.

Barrera de la Rosa, reveló que seguramente habrá la posibilidad que el próximo año, pueda seguir en la dirigencia, para ya estar en un proceso de entrega-recepción para enero o febrero del 2017, “mientras tanto hay un gran compromiso de seguir estando trabajando de la mano de cada uno de los compañeros”.
    
Sobre los posibles candidatos que ya realizan reuniones en la búsqueda de asegurar la candidatura, dijo que es algo natural, “eso debo decirlo, tengo conocimiento que quienes aspiran, lleven a cabo algunas reuniones, pero eso no es lo ideal, porque de alguna manera no se puede detener la inercia de algo que se puede presentar en tiempo y forma”.
    
Empero, aclaró que a quienes se han acercado con el secretario general, les pide que sea de manera institucional, para no generar divisionismo al interior de la sección 51, “porque eso es lo que ha hecho mucho daño a la organización”.
    
Y es que, aseveró, una vez pasado el proceso electoral, hacemos muchas ofertas que no se pueden cumplir, por eso, aseguró que pide a todos los posibles aspirantes, tener una visión institucional, “porque hoy estamos comprometido en los trabajos que nos corresponde y ya no hay comisiones”.