El cuarto juego de la serie final de la Zona Sur promete grandes emociones, y es que de concretarse una victoria más de los Pericos de Puebla sobre Leones de Yucatán, el conjunto emplumado se proclamaría monarca de la zona.

Por su parte, la novena yucateca buscará la victoria a fin de mantenerse con vida y prolongar la serie que, en caso de resultarles favorable en los dos partidos restantes en la angelópolis, obligaría a un desenlace en tierras de la península.

El juego, si la lluvia lo permite, se llevará a cabo en punto de las 19 horas en el diamante del Hermanos Serdán.