En un giro total sobre las investigaciones de la muerte de la bebé Renata, se revisa el proceder de paramédicos del Sistema de Urgencias Médicas Avanzadas (SUMA), aunque las indagatorias siguen un proceso lento y lleno de pifias.

Y es que mientras crece la sospecha que la muerte de la pequeña fue por un mal tratamiento de paramédicos, la Fiscalía General del Estado (FGE) no ha podido integrar la carpeta de investigaciones que ha sido rechazada por el juez de control.

El caso del fallecimiento de la niña de un año seis meses de edad, en la estancia Pequeños Triunfadores, perteneciente a la red de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) el 25 de agosto pasado, conmovió a Puebla.

Sin embargo, está lejos de esclarecerse al no encontrarse las reales causas que llevaron a la muerte de la menor.

La necropsia reveló que falleció desnucada, además de que se le encontraron costillas rotas, tal vez ocasionadas por una mala maniobra de reanimación.

Se manejó en primera instancia que las encargadas de la guardería habrían practicado dichas maniobras, sin embargo, también paramédicos lo hicieron y por cerca de dos horas.

En este lapso, la dependencia federal ha demostrado que se cubrían los requisitos completos para la operación de la guardería, e incluso, capacitación de su personal.

Lo que ha llamado la atención de autoridades y familiares, es que si murió desnucada -como lo marcó la necropsia-  la muerte pudo ser de manera casi inmediata y no se hubiera tratado de reanimada por cerca de dos horas.

A semana y media de los hechos, los deudos siguen en total incertidumbre, exigen a las autoridades el esclarecimiento total del deceso, al no determinarse aún la causa del desvanecimiento.

En tanto, la dueña de la guardería, Ana Laura Méndez, negó una entrevista a este medio, al señalar que no está preparada, sin embargo, prometió que en próximos días dará su versión

El clamor

Un moño blanco en el quicio de la puerta donde vivió Renata, enmarca el luto de la familia.

Su madre, Susana, se niega a hablar ante micrófonos porque dice no soportar la idea de recordar los momentos que vivió en los últimos minutos de su hija única.

Pero su sobrino, Noé Castellanos, en voz de la familia, relata las inconsistencias que han encontrado en la muerte de su pequeña prima.

En entrevista, justo minutos antes de que iniciaran los rezos católicos del novenario en luto, señaló que no hay muchos avances en las indagatorias de la FGE.

“Se está manejando una línea de investigación de homicidio culposo, sin embargo, creemos que por el hecho del resultado de la necropsia que fue un desnucamiento, creemos que se nos ocultó la verdad, se nos mintió, puede haber un dolo de por medio”, señaló el joven.

“Queremos saber si la fiscalía tiene también esa línea de investigación por esa parte”.

-¿Qué es lo que sospechan, por qué hubo dolo?

-Porque primero se nos manejó que la niña había broncoaspirado, que se había ahogado por su propia flema.

Explicó que semanas antes, la niña había presentado un cuadro de gripe, sin embargo asegura que ya estaba sana y completamente recuperada.

“Las maestras y los paramédicos habían dicho que la niña había broncoaspirado”

-¿Los paramédicos también?

-Los paramédicos nos habían dicho que broncoaspiró e incluso que cuando le estaban tratando de hacer la reanimación, el RCP, la niña había escupido alguna flema.

“Entonces tal vez eso haya podido ocasionar la muerte de la bebé. Sin embargo, eso ya fue desmentido con el resultado de la necropsia”.

“Creemos que los paramédicos no sabían que había pasado, pero cuando ellos llegaron la niña ya estaba muerta. Aun así intentaron reanimarla”.

-Pero tengo entendido que un paramédico ya no hace nada si ya no muestra signos vitales

-Es que desconocemos esa parte, qué pasó con los paramédicos, qué vieron ellos.

“Lo único que nosotros sabemos es que llegamos y la niña estaba tendida en el cuarto de la estancia infantil y había aproximadamente de diez a 15 paramédicos sobre ella, encima de la niña, estaban de Cruz Roja y SUMA”.

-¿Cuánto tiempo estuvieron con ella?

-El médico a cargo que venía con la ambulancia de SUMA nos indicó que llevaban aproximadamente 1 hora 40 minutos realizando labores de reanimación y que la niña simplemente no reaccionaba.

“La presión que ellos ejercieron en el cuerpecito fue tal que rompieron las costillas, la necropsia reveló que tenía costillas fracturadas”.

“la muerte fue instantánea, no hay lugar a duda, desconocemos lo de los paramédicos, en primera instancia creímos en la versión que nos daban los paramédicos y las maestras, creímos en esa versión”.

“Fue un golpe emocional primero ver tanto y después ver a tantos paramédicos sobre la niña, con torniquetes, medicamentos inyectados vía intravenosa, le inyectaron adrenalina para reanimarla, RCP, la entibaron también y no se pudo hacer nada”.

Finalmente en representación de la familia, hizo un llamado de justicia, “pedimos el apoyo de Sedesol, de la fiscalía y del gobernador del Estado Rafael Moreno Valle, para que se esclarezca el caso y se haga justicia a Renata”, concluyó soportando las lágrimas.

La posible negligencia

Un posible caso de negligencia de los paramédicos del SUMA, pudo ser la causa de la muerte de Renata, en una estancia o guardería de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol).

La bebé Renata de un año 6 meses de edad, se trató de ser reanimada por paramédicos cerca de dos horas.

Sin embargo, el reporte oficial de los especialistas en emergencias -en poder de este medio-, apenas marcan que la atendieron por 25 minutos, lo que no concuerda con los testimonios.

Asimismo, el primer reporte que le dieron a los familiares de la niña, fue que había broncoaspirado, sin embargo, el resultado de la necropsia del Sistema Médico Forense (Semefo) arroja que murió desnucada.

Especialistas pediatras consultados, afirman por el tipo de lesión que arrojó la necropsia, en la gran mayoría de los casos, la muerte es súbita.

Cuando los paramédicos trataron a la niña, obviamente no pudo tener la lesión que la llevó a la muerte, por lo que trataron de reanimarla e incluso la intubaron e inyectaron soluciones.

Los primeros en llegar fueron elementos de la Cruz Roja, quienes al carecer de equipo sofisticado de reanimación, tuvieron que esperar a una ambulancia de SUMA, no sin antes iniciar las maniobras.

Una vez que llegaron los paramédicos de la dependencia de la Secretaría de Salud, continuaron el tratamiento, el que fue desde las maniobras RCP, hasta intubación y aplicaciones de medicamentos vía intravenosa, según testimonios y reportes.

Incluso, uno de los paramédicos del SUMA, le manifestó a los familiares, que se trataba de un caso de broncoaspiración.

Según el reporte de SUMA, firmado por Daniel Olea, en poder de este medio, la niña tenía un estado neurológico Glasgow 3.

Paramédicos consultados, señalaron que esto significa su grado de conciencia, 15 el más alto y en este caso 3 puntos apenas, lo que por lo general ya no es tratado al haber posible muerte cerebral.

Las pifias legales

Mientras tanto, la Fiscalía General del Estado (FGE), no ha podido integrar el presunto delito, por lo que ha sido rechazado por el juez de control.

Ante el nuevo sistema penal de justicia, la dependencia forzosamente tiene que acudir a un juez de control para solicitar las aprehensiones, al no haber flagrancia.

Incluso, en un comunicado, la FGE señaló que los encargados de la guardería se “guardaron su derecho” a declarar ante el Ministerio Público, por lo que solicitarían al juez que lo hiciera.

Pero al solicitarla no venía bien integrada, la presentaron mal y el la juez rebotó, por lo que hasta la fecha no hay una primera audiencia en el poder judicial, destacaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia.

Además en la investigación que hizo la FGE, envió al Servicio Médico Forense (Semefo) el cuerpo de la niña sin la parte de la investigación pericial.

Esto quiere decir que, durante el levantamiento, no se presentaron todos los datos o detalles de la escena, ni siquiera el informe de los paramédicos que llegaron o cómo la encontraron.

Al no haber ningún elemento de prueba, el juez de control, basado en el nuevo sistema penal de justicia, rechazó el inicio de la audiencia, y por supuesto, el llamar a declarar a los implicados.

Todo porque se debe garantizar los derechos humanos de los presuntos implicados, quienes ahora son inocentes, hasta que se demuestre lo contrario.

El estudio

Un estudio médico, del Hospital Universitario «General Calixto García» de La Habana, señala que las dislocaciones occipito-atloideas, son lesiones poco comunes y se presentan con gran frecuencia como muerte súbita.

Detalla que su diagnóstico muchas veces se realiza posmortem, aunque gracias al desarrollo de las técnicas de resucitación y reanimación en los centros especializados en politrauma, han sobrevivido algunos pacientes con dislocación occipito-atloidea.

“La lesión que nos ocupa, afecta solamente al sistema articular y ligamentario, y provoca una alta mortalidad”.

“La mayoría de los pacientes fallecen súbitamente al momento de sufrir el trauma, no obstante algunos logran sobrevivir”, se detalla.

Asimismo señala que estudios forenses revelan una incidencia alarmante de lesión occipito-atloidea en muertes por accidentes de tránsito.

Según el reporte de la autopsia realizada por autoridades de Semefo, la causa de muerte fue un choque neurogénico secundario a luxación occipitoatloidea.

El cuerpo presenta una lesión en la unión del cráneo y el cuello, es decir, de la cabeza con la primera vértebra cervical o del cuello, se puede producir por una hiperextensión o estiramiento exagerado del cuello, lo que indica un desnucamiento.

Reporte SUMA

-Suma 95

Dr. Daniel Olea.

Atención médica prehospitalaria a paciente femenino. 

Edad. 1,6 Años. 

En interior de estancia infantil.

Motivo de la urgencia .Persona menor inconsciente apoyo código. mega a cr.

Exploración física: inconsciente Normocefalo. Pupilas midriaticas Cabeza y cuello sin alteraciones. 

Tórax sin movimiento. Ventilatorio no actividad eléctrica. 

Abdomen blando depresible. Dermatomas y míotomas nulos. 

Llenado capilar retardado Estado neurológico Glasgow 3.

Informa Cruz Roja más de 25min en el lugar sin respuesta a AVB SOLO. COMPRESION Y BMV SIN OXIGENO MEDICINAL