La producción de café en Puebla se estabilizará hasta 2018, luego de que el hongo de la roya afectó un 40% de los cafetales en los últimos tres años, reveló el delegado de la Sagarpa, Hilario Valenzuela Corrales. 

Luego de reunirse con caficultores para hablar de la posibilidad de incrementar apoyos en insumos y producción, a través del Programa Integral de Atención al Café (PIAC), informó que existe un plan para la renovación de 15 mil hectáreas del campo poblano con 15 millones de plantas nuevas.

Por lo tanto, aseguró en entrevista que, aunque no está en riesgo la producción del próximo ciclo agrícola 2017, la plaga no se ha logrado contener y será difícil para los productores locales repuntar al nivel que se tenía hasta 2012. 

Explicó que Puebla aporta el 20% de la producción nacional, con alrededor de 500 mil hectáreas donde se cosecha este grano.

De este modo culpó a los efectos del cambio climático, por lo que resultaron afectadas con la roya, el cual enferma en un inicio las hojas de los cafetos y termina por matarlos en estado avanzado si no se le combate.

Sin embargo, señaló que a pesar del problema, el Estado de Puebla junto con Chiapas y Veracruz, continúa siendo uno de los tres principales estados en la producción de café.

Pero ante la problemática, se lanzó en 2015 una campaña sanitaria contra la roya a fin de evitar nuevos brotes, no obstante -reconoció- que el daño ya está hecho, ante el exceso de humedad que propaga la plaga. 

Se busca, dijo, no contaminar la tierra a manera de pruebas, que al parecer ha dado buen resultado, pues la meta es lograr una cosecha anual de 4.5 millones de sacos de café en el país, pues actualmente cayó a 2.3 millones de sacos. 

Por lo tanto, agregó que el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria realiza también un monitoreo de las zonas afectadas y aplica en algunas hectáreas químicos que combaten la enfermedad.

Hasta el mes de marzo, según datos de Sagarpa, 20 mil hectáreas de cafetales habían sido afectadas por la plaga de la roya en algunos municipios productores del aromático.

El trabajo de recuperación para mitigar los efectos se llevó a cabo en 15 mil hectáreas, donde los cafetos enfermaron.

El organismo federal ha destinado hasta 25 millones de pesos para tratar de resarcir los efectos nocivos de la plaga

Y es que de acuerdo con datos de la Sagarpa, la cafeticultura se concentra en 12 estados de la República Mexicana, pero los principales son Chiapas, Veracruz, Puebla y Oaxaca, que representan el 94 por ciento de la producción y el 85 por ciento de la superficie cultivada de café, en tanto que el país se encuentra en quinta posición a nivel mundial con mayor aporte del aromático.