La celebración del cumpleaños 77 de Acción Nacional sirvió al gobernador Rafael Moreno Valle Rosas para presumir el incremento del 234 por ciento de inversión extranjera en los últimos 5 años de su administración. 

Aquí la fotogalería del evento

Sin embargo, el mandatario lamentó que la entidad sea vecina de estados donde la inseguridad reina: “A mí me gustaría que Puebla fuera vecino de Yucatán, pero es vecina de Morelos, Guerrero, Ciudad de México” 

Frente a los panistas afines a su grupo declaró que por eso se han edificado los arcos de seguridad para tratar de contener la delincuencia. 

En su discursó también reiteró que su gobierno le apuesta a la preservación de la vida, esta declaración arrancó los aplausos de los panistas de la ultraderecha quienes recientemente se han pronunciado en contra de los matrimonios entre personas del mismo sexo.

Durante un kilométrico festejo realizado en el Museo de Arte Virreinal, Moreno Valle también aplaudió que su gobierno sea una muestra para la población de que al PAN “los pobres sí le importan” pero no para que dependan siempre del gobierno y sean usados como lo hacen otros partidos, “nosotros los ayudamos” pero, subrayó su administración ha sido capaz de encarrilarlos para transformar sus condiciones de vida.

El gobernador también presumió ante los invitados al Museo de Arte Virreinal, los parques lineales y las ciclovías con lo que dijo eufóricamente, se mejorará la movilidad de los poblanos.

El ego del gobernador viajó a las nubes cuando realizó una gran presentación del segundo piso de la autopista Puebla-México. Rafael Moreno Valle presentó al viaducto que se ejecuta, principalmente, con recursos del gobierno que encabeza, Enrique Peña Nieto, del que ni se acordó durante su perorata, como un baluarte dentro del paquete de obras sociales de su administración. 

Muy al estilo de presentadores de concursos televisivos trató de manipular a los panistas ahí reunidos de que el segundo piso de la Puebla-México es una fastuosa obra digna del gran progreso de una ciudad pujante.

Pero por si fuera poco el mandatario recordó a los panistas ya embelesados por escuchar como Puebla prácticamente se ha convertido en el sostén de la economía nacional, que agrandó la inversión del consorcio Volkswagen a través de Audi con sus autos de lujo.

El emocionado Moreno Valle Rosas, una y otra vez, destacó las bondades de su administración, misma que dijo, ha logrado transformar a Puebla.

Las omisiones 

Pese a su discurso, el gobernado omitió destacar las imputaciones realizadas por la pobreza extrema que se vive en varias zonas del estado como lo han precisado las organizaciones no gubernamentales.

El primer panista del estado tampoco dijo que Puebla es el segundo lugar en la ordeña de los ductos de Pemex.

Además omitió hablar de la ola de feminicidios que se padece en Puebla y que su gobierno no ha controlado. Los reportes no gubernamentales precisan que en lo que va de 2016 sumas más de 58 crímenes violentos contra las mujeres.

En su discurso triunfalista el gobernador también omitió los señalamientos de los grupos gays que acusan que Puebla viola la ley federal al no ajustarse a los dictámenes de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en lo referente a los matrimonios igualitarios y al derecho de adopción.

Regordosa lo ve en Los Pinos

Pablo Rodríguez Regordosa, presidente municipal del PAN, imputado como uno de los panistas del ultra yunque, destacó, que el progreso sostenido de Puebla en todos los rubros deriva de los buenos oficios del gobernador Moreno Valle Rosas.

El también diputado verdaderamente estaba eufórico y no vaciló en decir que ve a Moreno Valle Rosas en la presidencia de la República. 

El discurso incendiario contagió a los panistas ahí reunidos que al unísono comenzaron a gritar “Rafa presidente, Rafa presidente”.  El gobernador desde su lugar agradeció el apoyo con gesticulaciones aprobatorias.

Tony Gali, la coherencia

Tony Gali Fallad, gobernador electo, fue el único de los convidados en ofrecer un discurso coherente. El futuro mandatario no dudo en precisar que a lo largo de su gestión, que entrará en vigor a partir del uno de febrero del 2017, lo hará de acuerdo a los códigos éticos de Acción Nacional instaurados por Gómez Morín.

Con un discurso sin pretensiones de grandeza, Gali Fayad garantizó que gobernará sin distingos y siempre buscará el beneficio de todo el colectivo.

El bien común será parte del estandarte de gobierno, dijo, al detallar que Puebla necesita proyectos reales en beneficio de los poblanos y poblanas para mejorar la calidad de vida de la comunidad.

Gali Fayad pormenorizó que su administración ya trabaja en acciones de gobierno contundentes para acrecentar el potencial de la entidad en todos los sectores.

El ciudadano que llegó cobijado por las siglas del PAN a la gubernatura, no prometió cambiar a Puebla con una varita mágica. Pero sí trabajar con esfuerzo antes de llegar a Casa Puebla porque “los poblanos merecen un buen gobierno”.

La frase

“A mí me gustaría que Puebla fuera vecino de Yucatán, pero es vecina de Morelos, Guerrero, Ciudad de México”. Rafael Moreno Valle, gobernador poblano