Por estar a su cargo la bebé Renata, fue vinculada a proceso por la muerte su maestra Gema, con lo que iniciará un juicio en su contra por homicidio culposo.

Y es que a pesar que el Ministerio Público, no ha demostrado la mecánica de la presunta caída que le quitó la vida a la menor, el juez de control, determinó que tan solo por el hecho de estar a su cargo, era responsable de ella.

El juicio oral iniciará en el mes de diciembre, en el que la Fiscalía General del Estado, por medio del MP, tendrá que comprobar cómo fue o la mecánica de la caída de la niña.

Se determinó además que la muerte no fue provocada por una mala praxis de los paramédicos tanto del Servicio de Urgencias Médicas Avanzadas (SUMA) como de Cruz Roja.

A pesar de ser vinculada a proceso, la maestra Gema, de 31 años de edad, no pisará la cárcel, al solo aplicársele una medida precautoria de un pago de 300 mil pesos, además de que tendrá que firmar cada 15 días, mientras dure el proceso.

La bebé Renata, falleció el 24 de agosto en el interior de la guardería Pequeños Triunfadores.

Los abogados defensores de la imputada, pidieron que no tomara en cuenta las entrevistas que el Ministerio Público hizo a las maestras de la guardería al señalar que no fueron testigos directos.

Señalaron que la necropsia había revelado el cuerpo presentaba un golpe en la frente y otro en la nariz, así como otras lesiones que indicaban la probabilidad de que la niña pudo sufrir la caída días antes.

Pero el juez de control del Tribunal Superior de Justicia, dijo que las entrevistas aportadas por el Ministerio Público eran pruebas suficientes, aunque ninguna de ellas mencionó alguna caída.

Sin embargo, Gema al ser la encargada del área maternal y por lo incurrió en una posible omisión mientras tenía a la niña bajo su cuidado, quien pasó el filtro de que estaba sana antes de recibirla.

Además resaltó que la necropsia era muy clara al establecer que la bebé había sufrido una caída que provocó que se desnucara y muriera al instante.

Ahora la FGE y la defensa, tendrán tendrá un periodo de tres meses para reunir evidencia, ya que no se ha demostrado cuál fue la mecánica de la caída que provocó la muerte de Renata.