Dos años después del fallecimiento del preso político, Delfino Flores Melga, el gobierno del estado reconoce que la lucha que emprendió el activista, literalmente hasta su muerte, era justa y ahora pide al congreso del Estado que autorice la donación de un predio municipal a la Asociación Civil que fue despojada de sus casas en 2013. 

Al congreso del estado llegó una iniciativa para que los diputados aprueben la donación que pretende hacer el ayuntamiento de Puebla a la “Asociación Civil Frente de Colonos Urbano Popular 8 de junio” que era liderada por el nonagenario, Delfino Flores. 

La propuesta habla de entregar a las 50 familias que fueron despojadas hace 3 años de sus viviendas, un predio de casi 4 mil metros cuadrados para que ahí se construyan las nuevas casas. El terreno está ubicado en la calle 8 Sur número 11713, en el Conjunto Habitacional Hacienda del Cobre. 

Con este documento se le da la razón a los vecinos que ocuparon, desde el año 2000, un área en la junta auxiliar de San Jerónimo Caleras y al líder Delfino Flores que fue acusado de invasión de propiedad por parte de la familia Pastrana, querella que a la postre resultó contraproducente ya que ahora pesan en su contra una investigación por fraude y otra más por presunción de falsificación de escrituras.

Así, después dos años y tres meses de la muerte en prisión del luchador social Delfino Flores Melga, quien tenía 90 años de edad y para quien se solicitó la prisión domiciliaria, se puso al descubierto que el delito por el cual fue encarcelado era falso, en tanto que los denunciantes, quienes intentaron apropiarse del predio, quedaron señalados como invasores de una zona federal.

Será la Comisión de Hacienda la que analizará la donación para que sean reubicadas y beneficiadas 50 familias con la construcción de vivienda en un predio de casi 4 mil metros cuadrados, ubicado en la calle 8 Sur número 11713, en el Conjunto Habitacional Hacienda del Cobre.

Alberto  Hernández, dirigente del movimiento Xilotzoni, explicó que aún Delfino Flores fuera culpable del delito que se le acusaba, por la edad que tiene, Flores Melga debió estar bajo arraigo domiciliario, así el proceso seguiría pero  fuera de la cárcel.

Indicó que la escritura que presentó la familia Flores Pastrana señalaba que el predio colindaba 200 metros con una propiedad privada pero no explicaba con cuál.

Los defensores del viejo militante de izquierda aseguraron que la Sedatu dio fe de que la escritura con la que se pretendía reclamar el predio de donde fueron expulsadas 50 familias era fraudulenta; el Ayuntamiento de Puebla investigó en el Registro Público de la Propiedad, tras ello determinó que no existe escritura  de ese predio.

El contenido de la iniciativa

En el  documento que se encuentra en el listado de iniciativas de la página del Congreso, se indica “Que, en el año dos mil diversas familias ahora pertenecientes a la Asociación Civil “Frente de Colonos Urbano Popular 8 de Junio A.C.”; adquirieron de buena fe el predio conocido como “Comunidad”, en la Colonia Ampliación Xilotzoni en San Jerónimo Caleras de este Municipio

“El citado predio está ubicado en un área considerada como terreno baldío de propiedad nacional, lo que hace imposible ser susceptible de apropiación particular y destinarlo a vivienda; por lo que se procedió en el año dos mil trece, al desalojo de las familias del predio antes señalado; es así que con la intención de brindar apoyo hay protección a las familias de escasos recursos:

“(Se acordó que), en Sesión Ordinaria de Cabildo del Honorable Ayuntamiento del Municipio de Puebla, Puebla; de fecha quince de abril de dos mil dieciséis, se aprobó la desafectación, desincorporación y enajenación bajo la figura de donación a título gratuito de la superficie de 3,976.31metros cuadrados, del inmueble propiedad municipal identificado como predio ubicado en la Calle 8 Sur, número 11713 Conjunto Habitacional “Hacienda el Cobre” de la Ciudad de Puebla, en favor de la Asociación Civil “FRENTE DE COLONOS URBANO POPULAR 8 DE JUNIO”; única y exclusivamente para el proyecto de construcción de vivienda popular, con las medidas y colindancias siguientes.”

Activista falleció como preso político 

El 25 de junio de 2014 el integrante de movimientos sociales, Delfino Flores, falleció a los 90 años de edad en prisión pese al llamado de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) al gobierno del estado para que se le permitiera pasar los últimos días con su familia luego de que su estado de salud era delicado. Flores Melga fue detenido por ministeriales del estado en octubre de 2013 presuntamente sin elementos que demostraran su culpabilidad.

El activista fue acusado de despojo de un predio que un particular –de apellido Pastrana- reclamó como suyo aunque no pudo demostrarlo legalmente. 

En esas fechas dirigentes de organizaciones sociales denunciaron que durante la detención y el encarcelamiento se violaron  los derechos del dirigente ya que por su edad, 89 años, por ley, no debía estar dentro del Cereso de San Miguel. 

Delfino Flores Melga fue miembro del Partido Comunista Mexicano, del Partido Socialista Unificado de México e integrante del PRD en su fundación.

Falleció el martes 24 de junio de 2014, su cuerpo, dentro de un ataúd fue cargado y presentado en las puertas del Congreso, de Casa Aguayo y del Tribunal Superior para exigir al gobierno de Rafael Moreno Valle justicia para el resto de los presos políticos.