Cerca de una escuela de la población de Cuacnopalan, del municipio de Palmar de Bravo, se registró la explosión de una bodega donde se almacenaba combustible robado. Dentro del inmueble había dos camionetas que quedaron totalmente calcinadas.

La explosión ocurrió durante la tarde del jueves. Personal del Ayuntamiento de Palmar de Bravo y la Policía Municipal lograron controlar el siniestro, sin que por el momento exista reporte de personas lesionadas.

El fuego alcanzó varios metros de altura y alertó a vecinos que salieron de sus casas atemorizados.

Al momento que acudieron al lugar elementos de Bomberos de Tecamachalco, así como personal de protección civil, el siniestro ya había sido controlado.

En el interior de la bodega quedaron dos camionetas totalmente calcinadas, ambas cargadas con bidones llenos de gasolina que también se calcinaron.

Pese a que aún se desconoce el origen del incendio, se dijo que puede ser resultado de la guerra que libran organizaciones de "huachicoleros" por el control de la plaza.