Con la advertencia de que si no se selecciona a un buen candidato, la derrota del PRI es inminente en 2018 en Puebla, Enrique Dóger Guerrero no descartó sus aspiraciones a la gubernatura, aunque tampoco se destapó.

 

En un encuentro con columnistas de distintos medios de comunicación, el delegado del IMSS en el estado, presentó una radiografía de la situación político electoral en Puebla.

 

En las estadísticas, resaltó como el Partido Revolucionario Institucional (PRI) ha ido bajando en las preferencias electorales en los últimos años.

 

En los datos presentados, resaltó que Martha Ericka Alonso de Moreno Valle, es la más conocida de los “gobernables” por Puebla, aunque tiene los mayores negativos.

 

En segundo sitio se encuentra el Enrique Dóger y muy por abajo otros aspirantes por distintos partidos políticos y del mismo PRI, como Juan Carlos Lastiri Quirós.

 

Si nos equivocamos, el elector no perdona. Quien tenga la mejor decisión, estará en condiciones de competir”, aseveró el también exrector de la Universidad Autónoma de Puebla.

Incluso, dijo que se podría avecinar un “Maximato-Matrimonial” o familiar, en referencia a la posible elección de Martha Érika Alonso, esposa del exgobernador Rafael Moreno Valle, como candidata panista.

 

Asimismo, el expresidente de Puebla, resaltó que las dispositivas presentadas, también fueron reveladas y presentadas por él mismo al presidente nacional del PRI, Enrique Ochoa Reza, con miras a las elecciones del 2018.

 

Números

En la presentación, Enrique Dóger, señaló que como partidos sin candidatos, el Partido Acción Nacional (PAN), en estos momentos tiene 23% de intención de voto, mientras que el PRI tiene 13.8%.

Asimismo, afirmó que el partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) trae el 12.4 por ciento de intención del voto.

 

Por lo tanto, señaló que estos números, basados en la experiencia de los últimos años, tienden a igualarse según los candidatos, ya que existe un 50% de poblanos que aún no deciden por quien votarán y serán los que decidan la elección.

 

Por supuesto, la más conocida, porque vamos a un ‘maximato- matrimonial’, no lo publiquen ni lo graben (sic), es Martha Érika Alonso de Moreno Valle”, dijo.

 

Y es que refirió que a la también secretaria general del PAN conocen 70 de cada 100 poblanos, aunque en la intención del voto baja, solo el 17% votaría por ella, un 25% no y un 21 por ciento no sabe.

 

En segundo lugar, dijo, está él mismo, Dóger Guerrero, al señalar que el 41% del electorado lo conoce; pero el 10% votaría por su persona, 19 por ciento no y 13% no sabe.

 

Seguido de Luis Banck, Eduardo Rivera, Juan Carlos Lastiri, Javier Lozano, Juan Carlos Natale, Estefan Chidiac, Rodrigo Abdala y Fernando Manzanilla, los últimos apenas con 11 y 10% de conocimiento.

 

Las aspiraciones

A pregunta expresa de los comunicadores si su interés estaba en la presidencia municipal de Puebla o la gubernatura, fue tajante al señalar que muchos quisieran que fuera a lo primero.

 

Ese es el deseo de muchos, que yo vaya a la presidencia municipal. El PRI no ha definido nada, como otros partidos, bueno en uno sí, donde se ve el maximato-matrimonial”, señaló.

 

No se trata de quién va a un lado o al otro. Todos tenemos intereses, en política quien diga que no tiene intereses está mintiendo y los partidos políticos están diseñados para la lucha por el poder”, comentó.

Si tenemos la madurez suficiente de anteponer los intereses personales por lo que podemos ganar. Hemos visto que en el PRI ha habido muchos que fueron candidatos, y ahora se busca ganar la elección para hacer un cambio para Puebla”, dijo.

¿Queremos ganar el estado o queremos ser un partido testimonial?, los números no mienten, si el PRI se equivoca se va a desplomar y si se equivoca va a afectar al candidato presidencial”, vaticinó.