Los coordinadores de las diferentes bancadas representadas en el Congreso del Estado, con excepción del Partido del Trabajo, signaron el Pacto de Civilidad para blindar al órgano legislativo de las campañas políticas.

Durante una reunión en la sala de presidencial, los coordinadores de las nueve bancadas: PRI, PAN, PRD, PVEM, Nueva Alianza, Compromiso por Puebla, y Movimiento Ciudadano presentaron el documento e indicaron que el acuerdo estará vigente hasta que concluya el proceso electoral.

Los legisladores presumieron que el pacto consiste en privilegiar la función y la actividad legislativa por encima de cualquier consideración de tipo electoral, así como anteponer el quehacer legislativo en beneficio de los intereses de los poblanos.

En este escenario, el líder del Congreso del Estado y coordinador de la bancada del PRD, Carlos Martínez Amador, dijo que hará valer que se cumpla este acuerdo, aunque reconoció que no existe una obligación legal de los legisladores para que se cumpla.

Carlos Martínez Amador recordó que el documento fue propuesto por la Secretaría General del Congreso del Estado y los coordinadores de los nueve grupos parlamentarios los firmarán la próxima semana a fin de que los diputados locales no incurran en las descalificaciones en las sesiones del Pleno.

En entrevista aseguró que durante el periodo de las precampañas prevaleció la guerra sucia y ataques entre algunos aspirantes a la gubernatura y dejaron entre ver que ese será el mismo escenario para las campañas electorales que arrancarán a finales del mes de abril.

Martínez Amador, sentenció que se tiene que asilar el trabajo legislativo con lo que sucede en las campañas políticas ya que el Congreso no puede ser un ring donde vengan a dirimir temas políticos.

El presidente de la Junta de Gobierno afirmó que es necesario impulsar un acuerdo sólido con los diputados para separar los temas políticos del tema legislativo.

Respaldo al acuerdo

El coordinador de la bancada del Partido Acción Nacional, Jorge Aguilar Chedraui, resaltó que este pacto busca privilegiar la función y la actividad legislativa por encima de cualquier consideración de tipo electoral.

Quiero hacer un llamado a la prudencia y evitar que el recinto legislativo y el Pleno se contaminen”.

Indicó que hay un buen ánimo al interior del Congreso y el objetivo es que se haga política legislativa dentro del Congreso y la política electoral fuera, pues se entiende que los diputados  tienen un rol político partidista, hay diputados que son presidentes de partidos, pero debe mantenerse la división.

Comentó que el acuerdo no se limita a un documento que se suscribe, sino un acuerdo de voluntades que tiene como fondo político específicamente que no se paralice el trabajo legislativo producto de las elecciones.

Reconoció que habrá puntos donde no haya un acuerdo legislativo, pero se confía en que no sea por temas con tintes partidista electoral.

Reiteró que el llamado es para dejar el trabajo electoral fuera del pleno y con ello seguir avanzando en los pendientes.

Aguilar Chedraui apeló a seguir priorizando el diálogo y la construcción de acuerdos que se traduzcan en leyes que hagan de Puebla un mejor lugar para vivir.

Puebla vive momentos difíciles y debemos redoblar esfuerzos, el trabajo legislativo no se debe detener”.

Destacó que en años anteriores se ha protegido al Congreso del Estado de Puebla de la arena electoral; por lo tanto, hay las condiciones de volver a repetir este escenario a pocos meses de arrancar el proceso comicial del siguiente año.

Consideró que el Congreso del Estado debe mantenerse como una sede donde se discutan las leyes y no donde se desahoguen los problemas que lleguen a registrarse durante las campañas de 2018.