Ricardo Anaya Cortés, candidato a la presidencia de “Por México al Frente”, cerró hoy domingo su campaña en la Ciudad de México, con la promesa que, de ganar las elecciones del 1 de julio próximo, trabajará para combatir con mayor eficacia la corrupción y la pobreza extrema.

"El México que soñamos es aquel en el que no hay corrupción, en donde el gobierno se conduce con honestidad", dijo el aspirante presidencial. "También el México que soñamos es aquel en donde nadie vive en pobreza extrema, es un México solidario en donde avanzamos todos juntos", agregó Anaya.

Ricardo Anaya aclaró, no obstante, que el México "con el que soñamos" sólo se puede construir "trabajando en equipo".

El aspirante presidencial cerró su campaña en la capital, acompañado por la candidata a la jefatura de gobierno, Alejandra Barrales, así como por los abanderados de la coalición a las 16 delegaciones capitalinas.

En el acto estuvieron también presentes representantes locales y nacionales de la coalición "Por México al Frente", conformada por los partidos políticos Partido Acción Nacional (PAN), Partido de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC).

Ante miles de simpatizantes, que según cifras de la coalición fueron casi 150 mil, Anaya les animó a votar el 1 de julio por los integrantes de "Por México al Frente".  

Seguidores de todas las edades aplaudieron a su candidato con el grito de "¡Vamos a ganar, vamos a ganar!", además de mostrar distintas pancartas con leyendas de apoyo y ondear las banderas de los tres distintos partidos de la coalición.

Anaya, de 39 años, insistió en que los ataques en su contra por supuestos actos de corrupción en que se le ha involucrado, "son una estrategia" para perjudicar su candidatura y aseveró que ello es para favorecer al candidato del gobierno, porque "nos tienen miedo".

De acuerdo con sus colaboradores, el candidato presidencial continuará sus actividades en los siguientes días con una gira por otros puntos del interior del país.

El 1 de julio próximo, más de 89 millones de mexicanos están llamados a acudir a las urnas para elegir al siguiente presidente de México. En esa fecha también habrán de elegirse ocho gobernadores y el jefe de gobierno de la Ciudad de México, además de 500 diputados y 128 senadores, así como otros cargos públicos.