El secretario general del Comité Directivo Estatal del Partido Acción Nacional, Salvador Escobedo Zoletto, anunció su renuncia al cargo y denunció desaseo en la manera de actuar de la presidente estatal Genoveva Huerta Villegas, acusando que el proceso de designación del candidato no fue transparente.

Luego de que a través de su cuenta de Twitter, Escobedo Zoletto dio a conocer su decisión “ante la nula injerencia en las decisiones de la dirigencia, algunas malas, las más, el desaseo total de las formas y la oscuridad del fondo, el día de hoy renuncio al cargo de Secretario General del CDE del PAN. Seguiré congruente con mis ideales de luchar por un mejor país”, pero señaló que no renuncia a su militancia partidista.

En su mensaje Escobedo Zoletto, quien ha sido diputado local y federal, así como presidente municipal de Atlixco, sostuvo que se han tomado decisiones de manera unilateral sin tomar en cuenta a otros integrantes del comité directivo.

Vía telefónica, indicó que sentía que no contribuía en nada y no tenía voz en el comité por lo que deja el cargo, pero sigue firme en su militancia panista a la que llegó desde 1995, señalando que tendrá que ver mucho la respuesta de los panistas en torno a su salida.

Sobre las malas decisiones que señala en su mensaje, dijo que son muchas y no se meterá en honduras, pero indicó que Genoveva Huerta sabe cuáles son, que posiblemente para ella fueron buenas.

Cárdenas hablaba mal del PAN

De la designación de Enrique Cárdenas Sánchez como virtual candidato a la gubernatura por Acción Nacional, señaló que pudo haber sido una buena elección, pero las formas en las que se dieron los hechos no fueron correctas, dijo.

“Para qué entrar en un proceso de inscribir a gente, entrevistarse con panistas de toda la vida para en dos patadas nombraran a otro habiendo reglas que se habían establecido, y esa es la parte. No estoy cerrado a que sea un ciudadano, yo fui candidato ciudadano en 1995 a la presidencia municipal de Atlixco, en el PAN estamos acostumbrados y abiertos, pero las  formas no las vi correctas”, sentenció.

“Cárdenas es un buen elemento y lo conocí hasta el jueves de la semana pasada que hubo una reunión, había oído hablar de él, pero la verdad, es que la mayoría de las veces era que hablaba mal del PAN”.

Sobre si fue un error la postulación, expresó que se pudo haber sido de otra forma, ya que se atropella a muchísimos panistas, esperando que tengan tiempo para componerlo, por ello el motivo de su separación.

No todo perdido

Del riesgo de perder la elección, expresó que en la política nada está totalmente ganado, ni nada totalmente perdido, pero en estos momentos los números no les dan.

Dijo que conocen las encuestas que se han publicado en los últimos días, donde se coloca el PAN dos a uno en contra con relación al Movimiento Regeneración Nacional (Morena) y recordó que cuando ganó la presidencia municipal de Atlixco las encuestas lo ubicaban tres a uno en contra, además estaba Manuel Bartlett Díaz como gobernador, así como el cacique Eleazar Camarillo, pero con la estrategia panista se ganó.

Señaló que en estos momentos lo que se requiere es generar la unidad dentro del panismo, sobre todo con la sociedad para convencerlos de que son la mejor opción de gobierno”.

Su llegada a la dirigencia

El panista fue designado secretario general del partido en noviembre del año pasado y llegó en fórmula con Huerta Villegas, sin embargo, después de los acontecimientos del pasado 24 de diciembre inició la división en la dirección del partido.

En la carta de renuncia, con fecha 12 de marzo, precisa que para él no tienen sentido algunas de las decisiones tomadas por la presidenta Genoveva Huerta, además del desacierto en las formas que se han aplicado.

El pasado 2 de marzo, participó en el proceso de elección de una terna para designar el candidato a gobernador, misma que fue desechada con la designación de Enrique Cárdenas.