Este jueves, el presidente Andrés Manuel López Obrador, sostuvo que la economía mexicana va “no bien, requeté bien”, y destacó que el objetivo es lograr un crecimiento de 4 por ciento. 

En conferencia de prensa, el mandatario se mostró convencido de que la economía crecerá, agregó que el peso mexicano “está muy fuerte”.

“Nosotros ya lo hemos hecho. Entonces, ¿por qué no plantearse crecer al 4 %?”, sostuvo el presidente en conferencia de prensa matutina.

 Sin embargo; cifras publicadas esta semana por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) desmentirían lo dicho por el presidente, ya que durante el primer trimestre de 2019, el PIB creció 0.2 por ciento, respecto al mismo período del año pasado. 

López Obrador aprovechó para recordar el llamado “milagro mexicano”, ocurrido entre 1958 y 1970, cuando Antonio Ortiz Mena fungió como secretario de Hacienda, en ese periodo hubo “un crecimiento de 6 por ciento, sin devaluación, sin inflación y sin endeudamiento”. 

Finalmente, el mandatario presumió que debido a la lucha emprendida en contra de la corrupción, inversionistas extranjeros “tienen confianza en México”.