México cuenta con finanzas sólidas por lo que no solicitará nuevos créditos ni apoyo financiero al Fondo Monetario Internacional (FMI), aseguró el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador.

"No se va a solicitar nuevos créditos. No se va a endeudar al país. Estamos bien", expresó el mandatario sobre la reunión que tendrá el próximo miércoles con la directora gerente del FMI, Christine Lagarde.

Lagarde visitará México para participar en el Foro de Mujeres para la Economía y la Sociedad (WFES, por sus siglas en inglés).

López Obrador dijo en su conferencia matutina en Palacio Nacional que en el encuentro con Lagarde va a "escuchar" y "desde luego a explicar cuál es la nueva política económica en el país".

Agregó que "afortunadamente no necesitamos de apoyos financieros. Van bien las cosas, va bien la economía nacional", aunque aclaró que "no hay que decir de esta agua no he de beber, porque no sabemos (que pueda pasar)".

En la misma conferencia, el secretario de Hacienda, Carlos Urzúa, dijo que México no le debe "un quinto al Fondo Monetario Internacional. Al contrario, el Fondo Monetario Internacional nos considera tan solventes, que somos uno de dos o tres países a los que el FMI dice: 'Si algún día necesitas dinero, nada más dime'".

"Tenemos abierta una línea de crédito del orden, en este momento, de 75.000 millones de dólares", expresó.