Al calificar de prematuro, ocioso, sin sentido y estéril, la solicitud de revocación del mandato a Claudia Rivera Vivanco solicitada la víspera por el legislador panista Oswaldo Jiménez López ante la LX Legislatura por la inseguridad y carencia de trabajo en Puebla capital, el coordinador de delegados del gobierno federal, Rodrigo Abdala  Dartigues negó la existencia del voto de castigo para la alcaldesa.

Además, dijo que Rivera Vivanco no apareció en la boleta electoral el dos de junio, día de la elección extraordinaria por la gubernatura.

Reiteró que los poblanos no castigaron el gobierno municipal de Claudia ni al de los municipios de la zona conurbada de Puebla gobernados por Morena, en donde se impuso Acción Nacional.

Bajo esa perspectiva también negó la supuesta  existencia de recortes presupuestales a los 217 municipios del estado para la ejecución de obra pública.

Adicionalmente, aclaró que no ha sido informado para supervisar el desarrollo del nuevo hospital del IMSS que sustituirá al que se localizaba en San Alejandro, estructura desechada después del terremoto del 19-S-2017.

Al concluir el acto protocolario de las Jornadas de Participación Ciudadana en Santa María Tecola,  Abdala Dartigues, insistió que el trabajo de los alcaldes no fue necesariamente construir una campaña porque el trabajo es escuchar a los ciudadanos.

Desde la comunidad localizada al surponiente de la Angelópolis, priorizó que ocho meses en el cargo son insuficientes para evaluar a los gobiernos municipales.

Consideró que la población tiene formas distintas de percibir su ánimo y canalizar su estado de ánimo en diferentes ocasiones.

Rodrigo Abdala, refrendó su apoyo a Rivera Vivanco, "por supuesto que sí, le doy mi respaldo a Claudia (Rivera Vivanco)".