Mientras que la Secretaría de la Función Pública lleva a cabo los procedimientos de investigación con respecto al desvío de recursos que se designaron para la reconstrucción del sismo del 19 de septiembre de 2017, la titular de la Secretaría del Bienestar, Lizeth Sánchez García, informó que el gobierno de Miguel Barbosa Huerta dispone de 63 millones de pesos para apoyar a las familias, cuyas viviendas resultaron dañadas y que hasta la fecha no han sido reparadas.

"A partir de que Miguel Barbosa Huerta entra tenemos un monto de 63 millones de pesos que estamos trabajando en esa zona, en los 16 municipios que dentro de este convenio macro que se firmó con el Gobierno Federal le corresponde a la Secretaría de Bienestar o a este Gobierno Estatal", dijo la funcionaria.

En entrevista, la funcionaria estatal precisó que en noviembre se habrán entregado en su totalidad los cuartos construidos para las familias afectadas con el dinero dispuesto por esta administración.


En este orden, dijo que "específicamente son en cuartos y cuartos con baños son mil cuarto, además de 230 cuartos con baño, de estos hemos entregado hasta el día de hoy más menos, el corte que tuve la semana pasada de 205 cuartos,  esperamos hacer este corte a este cierre, pero el tema es que noviembre estén concluidas las acciones en su totalidad", refirió Sánchez García.

Respecto a las investigaciones por el desvío de los recursos que se destinarían a la reconstrucción, Sánchez García señaló que "nosotros ya hicimos lo conducente las instancias correspondientes están haciendo las auditorías y en su momento las personas que fueron culpables o no tendrán que seguir los procesos correspondientes, así es que esperemos que nos informen quién será el responsable porque de que existe un daño patrimonial, existe, lo hemos visto y lo vemos patente en las casas de esas personas que llegan, si no tienen techo no tienen piso y a dos años no tienen todavía el cuarto que les corresponde", señaló.

La funcionaria estatal señaló que no se tiene un estimado aún de las familias que no han sido beneficiadas, pero se está en un proceso de la integración de un padrón que sea único, es decir,  de beneficiarios de los programas y  esto incluirá a las personas que hasta el momento no han recibido beneficios debido los daños del movimiento telúrico.

"Lo que estamos haciendo es crear un padrón único de beneficiarios en todos los sentidos para evitar precisamente las anomalías que se han dado y lo que se prestó de estos padrones de beneficiarios por temas políticos, lo que estamos haciendo es rescatar y realmente por instrucción del gobernador llegar a la gente que realmente lo requiere", dijo.

Siguiendo la línea del gobernador, Miguel Barbosa Huerta, la funcionaria señaló que habrá total transparencia en los padrones de beneficiarios y nunca más serán utilizados con fines políticos.