Con la finalidad de contribuir al fortalecimiento y conservación de la tradición de día de muertos, declarada como una festividad patrimonio cultural inmaterial de la humanidad, la Universidad de las Américas Puebla realizó la mesa de diálogo “celebrando a la muerte” y el performance “Nuestra tradición” en la Basílica Catedral de Puebla, así como su tradicional y colorido concurso de ofrendas en el campus.

Gracias a la vinculación entre la Basílica Catedral de Puebla y la Dirección de Conservación de los Bienes Culturales, además de presentar la ofrenda dedicada al beato Juan de Palafox Y Mendoza, al pie del Altar del Perdón, se llevó a cabo la mesa de diálogo “Celebrando a la muerte”. Dicha mesa contó con la participación de Laura Elena Romero López, directora académica del Departamento de Antropología, Juan Antonio González Puente, director académico del Departamento de Psicología de la UDLAP, acompañados por Ricardo Martínez López y Juan Carlos Maceda Gómez, quienes desde su área de estudio explicaron la muerte. 

Al inicio de la mesa, Romero agradeció el espacio de diálogo habilitado en tan importante recinto como lo es la Basílica Catedral de Puebla y explicó la relación del significado de la muerte con la concepción de cada sociedad, que en el caso de las comunidades indígenas sus propias concepciones se amalgamaron con la religión católica. Por otro lado, expresó: “Algo que es muy importante y por lo cual la celebración de día de muertos se volvió patrimonio cultural inmaterial de la humanidad y que nos distingue de otros países, es la manera en que enfrentamos este destino, se nos conoce en el mundo por tener una relación de fiesta con la muerte. Esta festividad también es una confirmación de la importancia de la memoria y de estar en constante vínculo con quienes nos antecedieron”.

Por su parte, González Puente desde su ámbito de expertise, la psicología, habló sobre las etapas de duelo al enfrentar la muerte de un ser querido. “El saber que en algún momento nuestra existencia cesará, es tan impactante que se convierte en una angustia existencial que nos lleva a muchas interrogantes. Cuando ocurre la muerte es natural esa reacción que todos tenemos, es parte de la condición humana sentir este dolor” expuso. El proceso de duelo, explicó el académico de la UDLAP, está compuesto por diversas etapas: negación, ira, negociación, depresión o tristeza profunda y la aceptación, pero “es muy importante decir que éstas no siguen una secuencia lógica, solamente a manera de estudio se clasificaron de esta manera” aclaró.

Para finalizar esta colaboración, los Equipos Representativos Culturales UDLAP: Zentzontle y Coro de Cámara, ofrecieron un performance titulado “Nuestra tradición”, el cual representó de manera solemne las festividades de día de muertos. Con una marcha que simuló el recorrido de cuando alguien muere, una muestra llena de colores, trajes típicos, flores y cantos, donde los artistas buscaron transmitir la magia que envuelve dicha festividad.

Por otro lado, dentro del Campus de la UDLAP se realizó el tradicional corredor de Ofrendas bajo la Dirección de Desarrollo Estudiantil y tuvo lugar en el pasillo contiguo a la Biblioteca, el 31 de octubre en punto de las 18:30 horas, con la presencia de autoridades y comunidad conformada por profesores, alumnos y empleados.

Cumpliendo con la tradición, el jurado calificador hizo su recorrido por cada una de las trece ofrendas no sin antes disfrutar del talentoso Coro de Cámara de la UDLAP, el cual, dio una muestra musical acorde a la fecha tradicional mexicana. Previo a la premiación, Zentzontle, Equipo Representativo Cultural presentó un cuadro alusivo a la conmemoración del día de muertos titulado “La muerte nunca duerme”. Las ofrendas ganadoras fueron: en tercer lugar, “Xandu” dedicada al artista plástico Francisco Toledo, el segundo lugar fue para “Las que no debían irse” dedicada a las víctimas de feminicidio y el primer lugar se lo llevó la ofrenda “Manquetzali” dedicada a Miguel León Portilla.

La ofrenda al Beato Juan de Palafox realizada por artesanos de Huaquechula, seguirá disponible este fin de semana, en un horario de 8:00 a 20:00 horas, en el Altar del Perdón de la Basílica Catedral de Puebla.