Por tercera ocasión en lo que va del mes, las autoridades poblanas cerraron el paso a la zona de la llamada Maldita Vecindad.

Alrededor de las 12:00 horas, elementos de la Policía Municipal iniciaron el cerco de la zona de la 10 Poniente y 3 Norte para proceder a una nueva investigación luego de las realizadas por la Fiscalía General del Estado (FGE) y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

Este sitio es señalado de ser un punto de reunión para los grupos delictivos de la capital, además de ser una zona activa para el narcomenudeo y otros delitos.

Hasta el momento se desconoce si hay detenidos en este nuevo operativo.

Información en proceso.