La industria automotriz regresará a sus labores en plena curva alta de contagios del Covid-19; por ello el gobernador, Miguel Barbosa Huerta, exhortó al Gobierno Federal a que analicen el caso Puebla y asuman una decisión, pues tan solo hasta este martes se registraron 123 contagios, la más alta cifra desde que inició el brote de la enfermedad.

En conferencia de prensa, el jefe del Poder Ejecutivo Estatal dijo que es la autoridad federal, a través de la Secretaría del Trabajo la que debe regular as actividades "mi llamado es a que tengamos en cuenta las condiciones que hay en nuestro estado sobre la pandemia, no hay en Puebla condiciones para una reactivación y no vamos a poder enfrentar una realidad que pudiera darse de una alza en los contagios  incontrolable, después de la puesta en marcha de las actividades económicas productivas en la zona metropolitana", dijo.

Barbosa  Huerta refirió que con la reactivación de la industria automotriz no solo Audi o la Volkswagen, también las empresas proveedoras, todas las medidas que él ha asumido de prevención de la enfermedad quedarán rebasadas; por ejemplo, el Hoy no Circula, la sana distancia, la reducción del transporte público, el uso del cubre bocas, la venta de alimentos para llevar o con servicio a domicilio, además de la prohibición de las bebidas alcohólicas en lugares abiertos.   

"Qué va a pasar cuando nos dicen que los gobiernos estatales seremos los que podremos restringir actividades una vez que termine la jornada nacional de la sana distancia, creen ustedes que las grandes empresas automotrices van a impedir sus actividades por una recomendación o una orden de actividad del gobierno del estado", cuestionó el gobernador.

El gobernador dejó claro que esta alineado a las disposiciones federales; sin embargo, el martes cuando participó en una reunión virtual con secretarios de Estado dejó clara su posición del alto riesgo que implica la reactivación de la industria automotriz y de la construcción.

Señaló que esta decisión aumentará el número de contagios y de fallecidos, por lo que el Gobierno del Estado se enfrentará a una situación compleja, pues los hospitalizados aumentarán.

Explicó que el 25 de mayo regresa un turno a laborar en la empresa automotriz ubicada en Cuautlancingo, en tanto que ya iniciaron con la capacitación a los trabajadores y el 1 de junio regresan los tres turnos.

Comportamiento social desbordado

Por otra parte, el mandatario local también reprobó el comportamiento social, pues ante el anuncio de la reactivación de la industria automotriz y la construcción, la gente ha tenido un "comportamiento social desbordado".

El mandatario local dijo que este comportamiento en nada ayuda al achatamiento de la curva de contagios y por el contrario cada día incrementa el número de casos positivos al Covid-19.

"El  comportamiento social que existe, ya esta todo desbordado y el contagio va a subir mucho, soy de los que ha dicho que para Puebla si nos mantuviéramos en un comportamiento social como el que habíamos conseguido  cuando viéramos  la baja en la curva, empezará el achatamiento de la curva pero   desafortunadamente debo decirlo que la preocupación de esta movilidad que se va a generar, primero anula todas las medidas", dijo.

El jefe del Poder Ejecutivo local dijo que lo más sano es que el confinamiento continúe hasta todo junio, como lo han implementado en otros lugares, como en la Ciudad de México,  pues augura un desbordamiento en casos de Covid1-9.