La empresa Fulle Hen, encargada de distribuir al Ayuntamiento de Puebla, los 12 ventiladores mecánicos para atender a los pacientes de Covid-19 en la capital, emitió un comunicado en el que apuntaron que las autoridades municipales estaban enterados de que se trataba de equipo que fue reacondicionado. 

Además, Fulle Hen aclaró que todos los dispositivos contaban con “extraordinarias características y fueron sanitizados externamente a través de líquido quirúrgico y de manera interna con gases sanitizados”.

“Desde un principio se les aclaró a las autoridades municipales y estatales que los equipos eran reacondicionados, ya que el tiempo de entrega de un equipo nuevo marca Medtronic va de 3 a 5 meses, y por la urgencia en la entidad se necesitaban de inmediato”, señala el comunicado. 

La empresa además apuntó que los dispositivos se encuentran en desabasto a nivel mundial y los países se han movilizado con equipos reacondicionados para su uso, lo cual está permitido por las leyes de salud mexicanas. 

Agregaron que los ventiladores mecánicos se probaron en el laboratorio estadounidense The Amms Group INTL.