Ante la serie de abusos y delitos de extorsión que vienen sufriendo varios meses atrás, un grupo de chicas de la Asociación de Sexoservidoras de Puebla, pidió ayuda a la autoridad para parar evitar esas acciones que afectan su economía y estabilidad laboral. 

Desde un costado de la fuente de San Miguel, destacaron que algunos ambulantes las agreden, extorsionan y son tocadas sin su consentimiento por supuesto personal del Ayuntamiento encubierto. 

Mónica,  quien hace calle desde hace tres lustros, reveló que Martín Juárez, líder de la organización de ambulantes 11 de Marzo dirige las acciones de extorsión pidiendo 100 pesos a cada chica de cuota diaria para dejarlas trabajar, si no lo hacen son agredidas.

Además, destacó que las están tratando de obligar para acusar a Federico López, líder de Fuerza 2000 de extorsión. 

"Nos han enviado hasta 20 personas de los grupos de choque de Martín Juárez a extorsionar nos, no son de Federico López como lo señalan; a nosotros nos quieren obligar a hacer falsedad de declaraciones y si nos negamos nos golpean".

Refrendó que personal encubierto de las autoridades durante operativos las agreden, les levantan para satisfacer sus necesidades sexuales, además de recibir tocamientos y  abusos sexuales porque "dicen que son putas y para eso están". 

Precisó que son más de 150 sexoservidoras agredidas frecuentemente y piden a la autoridad ponga un alto. 

En ese marco, priorizó que al menos el 80 por ciento de las chicas que hacen calle son víctimas de abusos sexuales,  han presentado 23 denuncias penales, pero la Fiscalía General del Estado (FGE) no hace nada hasta el momento.

Insistió que una zona de tolerancia evitaría todos los abusos que cotidianamente sufren por dedicarse a la prostitución. 

"Abusan de nosotras porque dicen que somos putas y que no somos personas normales y que nuestra palabra no vale".