El gobernador, Miguel Barbosa, resaltó que durante este año se logró bajar la incidencia delictiva, pero además se implementó una estrategia de apoyo en los 217 municipios con el objetivo de regresar la paz y tranquilidad a los ciudadanos, de ahí que Puebla paso de ocupar los primeros lugares en inseguridad a los primeros lugares en seguridad, incluso en pasadas administraciones los jefes policíacos estuvieron coludidos con bandas delincuenciales, dedicadas al robo de hidrocarburos, entre otras cosas.

El jefe del Poder Ejecutivo Estatal resaltó que, si bien se asumió el control de la seguridad en al menos seis demarcaciones, en las 32 regiones del estado se actuó, por medio de la Secretaría de Seguridad Pública Estatal (SSPE), a cargo de Raciel Salazar López.

Recordó que, durante este año, el gobierno del estado asumió el control de la seguridad en Ciudad Serdán, Ajalpan, Esperanza, Tecamachalco, Tlatlauquitepec de Benito Juárez y Ahuazotepec, pero además en los 217 municipios hubo acompañamiento para dar más seguridad a los ciudadanos.

“En los municipios donde se asumió el control de la seguridad hay muchos, están Tlatlauquitepec de Benito Juárez, tenemos policías en Ahuazotepec, donde están muchos policías donde están auxiliando la seguridad pública. Al cierre del año hay muchos avances y están los registros nacionales, están los detenidos, sin duda falta mucho, pero es un propósito que estará permanente, pero en Puebla estamos haciendo las cosas por el camino correcto”, refirió el mandatario local.

Gobierno de Barbosa actúo en contra de más de 3 mil 500 delincuentes

Más de 3 mil 500 delincuentes y la desarticulación de al menos 160 bandas delincuenciales es el resultado de seguridad en este 2020, Barbosa Huerta, resaltó que por medio de la Secretaría de Seguridad Pública Estatal se logró la detención de “peces gordos”, principales generadores de la violencia en distintas zonas de la entidad.

El mandatario estatal sostuvo que regresarle la seguridad a los poblanos será un propósito permanente de su administración, por lo que garantizó que seguirá trabajando al respecto.

Barbosa Huerta destacó la instalación de bases de la Policía Estatal en las diversas regiones del estado, que contribuyen a la seguridad pública de los municipios que integran esas zonas.

El mandatario local resaltó que Puebla se encuentre entre las 12 entidades con la menor incidencia delictiva del país, según estadísticas nacionales, lo que se logró gracias a una estrategia eficiente y producto de la inyección de recursos para este fin.

Durante este año, la administración puso en operación las mil patrullas con equipo de última generación; implementó el Centro de Supervisión Digital y Monitoreo que concentra 6 mil unidades del transporte público conectadas al C5 y otorgó un incremento histórico de 20 por ciento al sueldo base de los elementos de seguridad.