El Mercado de Sabores decidió protegerse de la delincuencia con la finalidad de no seguir siendo víctimas de la delincuencia que se ha desatado en la zona del Paseo Bravo y la 11 norte-sur.

Para esto, al interior del lugar se han instalado 65 cámaras de video vigilancia que se encuentran conectadas al Centro de Emergencia y Respuesta Inmediata  (CERI) con la finalidad de detectar a los que intenten trovar o asaltar tanto a comensales como a locatarios del mercado de comida típica.

El administrador general del Mercado de Sabores, Edgar Ayllón Villegas, confirmó que actualmente este lugar se encuentra protegido y seguro, ya que aparte del gran número de cámaras de video vigilancia, se cuenta con los rondines diarios alrededor del mercado por parte de la patrullas de la Policía Municipal así como de la policía privada.

El funcionario municipal manifestó que contrario a los mercados que se encuentran alrededor como el Venustiano Carranza, La Merced, donde la delincuencia está a la orden del día, en el Mercado de Sabores hay seguridad las 24 horas del día.

Aseveró que tanto al interior como al exterior hay cámaras de vigilancia, por lo que hay confianza de que los turistas que acudan a este centro de comida típica, pueden sentirse seguros.

Ayllón Villegas aseveró que gracias a este sistema de seguridad se han detectado delincuentes, que se han reportado al CERI y la policía municipal, y que actualmente son pocos, pues en 3 meses únicamente se han asegurado a 3 asaltantes.
recalcó