Con la tragedia ocurrida en el estado de Tlaxcala donde al momento han muerto 17 personas tras el estallido de un polvorín en plena fiesta patronal, en la capital poblana se han reforzado las medidas de seguridad.

Incluso, se han comenzado a estableces restricciones para el uso responsable de juegos pirotécnicos en celebraciones patronales en 17 juntas auxiliares de la capital, donde todavía se tienen estas actividades religiosas por usos y costumbres.

Para ello, el jefe del departamento de Auxilio de la Dirección de Protección Civil municipal, Oliver Torija Morales, aseguró que para cualquier realización de fiestas patronales los ediles auxiliares tendrán que solicitar un permiso especial ante la dependencia, pues en caso de no contar con la autorización se puede impedir la fiesta o, en su caso, proceder al decomiso del producto explosivo.

El funcionario municipal precisó que la dependencia no puede prohibir el uso de la pirotecnia por el sistema de usos y costumbres que hay en comunidades de la capital, sin embargo, aseguró que hay una supervisión en el manejo de la pólvora.

Indicó que ante esta situación, la Dirección de Protección Civil ha obligado a los ediles auxiliares a que soliciten con anticipación sus permisos para que el personal acuda a verificar la cantidad de cohetones que usarán, que no se transporte en un solo vehículo, que se usen las medidas de seguridad adecuadas, que no se ubiquen en lugares espaciosos, que se encuentren lejos de viviendas, entre otras.

Lo anterior, explicó, se debe hacer con 15 días de anticipación antes de realizar la festividad patronal, emita las recomendaciones para garantizar la seguridad de los asistentes a este tipo de festejos religiosos.

“Después de la solicitud se hace la revisión de la carga de la pólvora para recomendar un uso menor en kilogramos del material, así como cada una de las medidas que deben tomar para evitar una desgracia.”

Torija Morales aseveró que en caso de haber una solicitud ante la dependencia se puede proceder a cancelar la festividad, el decomiso del producto o, en su caso, aplicar las multas correspondientes.

El encargado del área de Auxilio de Protección Civil municipal reiteró que aún cuando no se puede prohibir del todo estas celebraciones, se pueden obligar a los feligreses a implementar medidas de seguridad y también a reducir la cantidad de cohetones utilizados en las festividades.