Ante el aumento de asaltos cometidos por motociclistas, efectivos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), ampliaron el operativo “Moto Segura” en el bulevar 18 de Noviembre y la carretera federal a Tehuacán.

En este punto medular de la capital, el operativo busca detectar si los conductores de motocicletas portan armas, el correcto emplacamiento de las unidades motoras y que no manejen bajo la efectos de bebidas espirituosas.

La titular de la SSC Puebla, María del Consuelo Cruz, advirtió que este tipo de despliegue de los oficiales se desarrolla desde el 15 de octubre de 2021, y se consolidará en todas las entradas y salidas de la Angelópolis.

Los elementos de la Policía Preventiva, Control de Tránsito y Unidad de Asuntos Internos se coordinan en cada punto para controlar a los conductores de estás unidades motoras con el propósito de disminuir la incidencia delictiva y corroborar en la plataforma de seguridad que las unidades no sean robadas.

“Este operativo no es exclusivo de hoy, sino que funciona desde el primer día del gobierno, es importante que los ciudadanos sepan que en las acciones conlleva a una participación de policía y transito para hacer la revisión con dos objetivos; ordenar que la circulación de las motos cumpla con el Coremun porque muchas (personas) circulan sin placas, tarjetas o cascos y sobre todo que muchos de los delitos se cometen a bordo de motos”. 

Subrayó que en estos casi ocho meses de gobierno, los municipales han inspeccionado más de 2 mil motocicletas, ha retirado a 537 unidades y han infraccionado a 278 conductores.

En menos de tres horas de este miércoles 8 de junio, en bulevar 18 de Noviembre y carretera federal a Tehuacán, se aseguraron más de 10 y unidades.
 
“Pedimos a los ciudadanos que colabores con la revisión para garantizar la seguridad y podamos atender ese tipo de incidencia que se marca en la ciudad; llevamos cerca de 41 operativos de este tipo, se han inspeccionado más de dos mil y se retiraron 537”.  

Pero aclaró que los operativos son itinerantes para evitar que los conductores se enteren en qué zonas del municipio se encuentran los uniformados revisando a conductores y a sus acompañantes. 

Ante esa perspectiva el presidente de la Comisión de Seguridad, Fernando Sarur, valoró que desde enero suman 41 dispositivos en distintos puntos de la capital poblana, con el fin de detectar vehículos con reporte de robo y conductores que infrinjan el Código Reglamentario Municipal (Coremun).

“Una cantidad considerable de los delitos que se llevan a cabo actualmente, son a bordo de motocicletas irregulares porque pueden ser robadas, con placas sobre puestas, sin placas o documentación apócrifa".

Lo que esta realizando el gobierno de la ciudad, dijo, es desarrollar una tarea de detección de estas motocicletas con el objetivo de realizar los aseguramientos necesarios para inhibir delitos.