Desde que dejó de ser un miembro de base del sindicato, para escalar a puestos públicos, quizá cobrando todavía en el magisterio, Guillermo "N" se hizo de cotos de poder y se corrompió, aseguró el vocero del Consejo Democrático Magisterial Poblano (CDMP), Miguel Guerra Castillo.

"Pasarse al lado de lo público, ha hecho muchos delincuentes siguiendo el ejemplo de Elba Esther Gordillo”.

La noche del pasado lunes 28 de febrero, fue aprehendido el exlíder de la sección 51 del SNTE, exdiputado y exfuncionario municipal y estatal, con últimos cargos como Secretario de Movilidad y Transporte (SMT) y diputado federal.

"En el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), cuando le dan la representación a un dirigente, se supone que termina su cargo y regresa a sus funciones como trabajador", dijo Guerra Castillo.

Sin embargo, añadió, no se pasan al bando patronal, al gobierno, aunque no se niega el derecho de cualquier persona de desempeñar cargos públicos, “su vida se fue haciendo a partir de los cotos de poder en la administración pública”.

Miguel Guerra afirmó que además de pasarse al puesto de funcionario, como muchos malos representantes, "seguro tiene muchas cuentas que pagar y muchos fraudes".

“No puedo hacer aseveraciones en cuanto a manejos fraudulentos, porque no tengo datos, nunca me ha interesado en investigarlo cuantos millones tiene, cuantas cuentas, cuantas empresas”.

Por otro lado, aseveró que es condenable la conducta, pero que esto es parte de la mafia de Elba Esther Gordillo y de los charros que han defraudado al magisterio.

"El aprehendido es parte de esa mafia corrupta que traicionaron al magisterio y legitimaron todos los actos de poder contra el magisterio, él ya no representa al magisterio”.

Recordó que el gremio de la educación, es una agrupación comprometida con el servicio, público, que honra a los maestros y su conducta.

En el caso de Guillermo "N", agregó que desde que asumió cargos con ligas de codicia, manejo de poder y dinero, dejó de representarlos.

El vocero del Consejo Democrático Magisterial Poblano, aseguró que esos que asumen cargos y legislan o administran con malas mañas ya no representan al magisterio.

“No desconocemos que tuvo cargo de representación sindical, pero dejó de ser parte de nuestro sindicato, aunque en la membresía está anotado, porque tal vez hasta cobra todavía”.

Sin embargo, Miguel Guerra también señaló que desde el CDMP, condenan la conducta y esperarán que la justicia se haga cargo de su caso.

“Conocemos su trayectoria y no toda fue negativa, porque de parte de la sección 51 era un buen dirigente siendo parte de la representación de los maestros”.