Aunque la tendencia de la dirigencia del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) es conformar planillas de unidad para silenciar a la disidencia, en Puebla, se unirán sólo con los que no han traicionado a la base sindical. Así lo aseguró el dirigente de la Coalición Democrática Magisterial y de Personal de Apoyo (CODIMAPP), Juan Durán Martínez: “Nos mantenemos a favor de una organización sindical diferente a la que está operando”.

Dijo que sólo impulsarán una alianza de oposición que busque atraer a los inconformes con la dirigencia sindical.

Seguimos en la construcción de esta coalición de carácter político-magisterial, que tiene como propósitos fundamentales buscar que la imagen pública de la Sección 51 del SNTE cambie radicalmente”.

Recordó que con el nuevo reglamento de elecciones del SNTE, existe una coyuntura especial que se va en el marco de la promesa que actuales gobernantes hicieron en campaña de tener la oportunidad de elegir a representantes a través del voto directo, secreto, unitario, directo y personal.

Esto representa algo importante para los trabajadores, “para que, verdaderamente, se den las condiciones para que el voto sea nuestro voto y que el poder del pueblo realmente pueda transformar los escenarios que vivimos”.

Juan Durán Martínez, aseguró que ese poder está en manos del magisterio, por eso, dijo, hay que buscar la forma de romper esas “ataduras” para que cumpla con lo que la mayoría determina en los procesos electorales.

Dentro de las características que encuentra en el reglamento de elecciones en el magisterio mexicano, es que esa nueva actividad vaya encaminada a alcanzar la democratización del sindicato.

Y tenemos que trabajar para que esta organización alcance el poder del gobierno sindical para el servicio de todo”.

Además, el dirigente de la CODEMAPP señaló como urgente, que las autoridades electorales abran la posibilidad de permitir que todos los que tienen aspiraciones de integrarse al comité seccional, puedan hacerlo y no les coarten sus derechos.

Juan Durán, recordó que hubo crecientes expectativas que se cambiaran las reglas para la elección de dirigentes, incluso, exlíderes nacionales del SNTE, como Elba Esther Gordillo Morales pensaron que iba a regresar a ejercer el poder.

Seguimos en la consolidación de una coalición de carácter político-magisterial, que tiene como propósitos fundamentales buscar que la imagen pública de la sección 51 del SNTE se limpie”, por eso, aseveró que “estamos en pro de la organización sindical diferente a la que está operando”.

La idea que tiene la disidencia magisterial dentro del SNTE, es que se presenten elecciones limpias, con la participación abierta de los trabajadores de la educación.

Con ello, la democratización del magisterio poblano está garantizada, donde la transparencia y la rendición de cuentas sean la constante y que los concursos de plazas sean totalmente abiertos y a la vista de todos.