El proceso electoral para elegir dirigencia sindical en la sección del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), se llevará a cabo en total opacidad, dijo el líder de la Coalición Democrática Magisterial y de Personal de Apoyo (CODEMAPP), Juan Durán Martínez.

Por eso, dijo que, sin transparencia ni la declaración 3 de 3, el magisterio poblano seguirá por la ruta de la corrupción.

En ese contexto, lanzó un llamado para que todos se conduzcan con total transparencia, “porque hoy, no hay claridad en las cuentas personales de los aspirantes a la dirigencia sindical”.

Dijo, son parte de las deficiencias que no se atendieron desde la reforma legal que hizo el gobierno federal en el 2019.

Y es que, no solamente hay opacidad en cuanto a los bienes y las posesiones de los que aspiran a dirigir el sindicato, además, no hay obligación de la rendición de la 3 de 3.

Además de eso, el reglamento para la elección de las directivas sindicales, que fue publicado por el comité ejecutivo nacional no regula, por ejemplo, gastos de campaña ni actos anticipados de campaña.

Además, no regula temas que pueden o no pueden ser abordados por los aspirantes a dirigir el sindicato y tampoco regula reglas del árbitro electoral.

Por ejemplo, que se evitara que la comisión electoral tenga interés directo porque son del mismo grupo, porque son amigos o familiares de alguno de los contendientes, “y no prohíbe eso”.

De ahí que, la reforma en materia sindical que se da en el 2019 quedó incompleta y no garantiza un proceso democrático, justo y transparente en la elección de los dirigentes sindicales.

Se limitaron a decir que los dirigentes deben ser electos mediante la figura del voto, directo, secreto y universal, pero no cuidaron el legislar sobre algo que en la vida civil ha llevado décadas tratar de construir, “un árbitro imparcial".

"Ahí tampoco contempla los actos anticipados de campaña ni control de los dineros que se manejan".

La deuda por la democracia sindical sigue pendiente, las reglas del juego solamente se disfrazaron, pero siguen siendo las mismas, para que el comité ejecutivo nacional tenga otra vez el control absoluto de los procesos electorales.

Durán Martínez dijo, “es este comité ejecutivo nacional el que organiza, quien ejecuta los procesos electorales, sobre todo, es el mismo quien cuenta los votos y declara un ganador”.

Es evidente que el comité ejecutivo nacional en todos los estados y Puebla no es la excepción, sin duda, el que tiene la libertad de beneficiar a alguno de los candidatos.

Y es evidente que al ser permisible el marco jurídico van a operar a favor del candidato que ellos consideren, “esas son las condiciones que tenemos a pesar de eso hemos decidido participar”.

Sin embargo, aseguró, los que son corriente de oposición, como CODEMAPP enfrentan una situación muy adversa, que no está satisfecha ni con la reforma legal ni con el reglamento que publicó el comité ejecutivo nacional porque no garantiza justicia y transparencia en la organización de los procesos electorales.